Su “taxista” resultó ser un agresor sexual y así sobrevivió a una horrible pesadilla

Las estadísticas de la violencia de género son alarmantes, algunas personas atentan sin contemplación contra la integridad y la vida de sus víctimas que muchas veces sienten temor de denunciarlos.

Pero es necesario alzar la voz ante cualquier caso de maltrato y evadir cualquier riesgo de sufrir una agresión que puede ser fatal.

Por eso, en medio del dolor, Anne, de 45 años quiso compartir su testimonio para alertar a otras mujeres a prevenir el sufrimiento de una experiencia tan terrible como la que ella vivió.

Anne se encontraba junto a su esposo y su hija menor en Marmaris, Turquía cuando un presunto “conductor de taxi”, le ofreció un paseo en su motocicleta. Ella aceptó y se percató que antes de llegar a la esquina del hotel Club Aida, donde se hospedaba, él se detuvo en un callejón sin salida.

El hombre enseguida la forzó hasta quitarle la ropa, y comenzó la pesadilla para esta madre británica que jamás pensó que su viaje de disfrute junto a su familia terminaría en una tragedia.

El agresor se volteó hacia Anne con su teléfono y le preguntó su podía hacerle una foto, ella estaba en estado shock y no quería hacerlo molestar así que le dijo: “Sí, vale, sólo una”.

“Él tomó la foto y de pronto se acercó para besarme. Me alejé y le dije: ‘No, lo siento, tengo un esposo y dos hijos’, fue entonces cuando las cosas se pusieron violentas”, relató ella.

Ella vio que se dirigían a un bosque, Anne supo que si entraba a ese lugar no lograría salir jamás, así que decidió lanzarse al suelo.

VER TAMBIÉN:  Encuentran restos de una mujer que viajaba en un avión siniestrado hace cinco décadas

Dice que no sabe cómo lo hizo, que quizás tenía un cuchillo u otra arma, pero le rasgó los pantalones cortos de mezclilla y las bragas.

Anne luchó por su vida mientras era arrastrada por el suelo y brutalmente atacada.

“Él era más pequeño que yo, pero era muy fuerte. Me empujó al suelo y seguía tratando de agarrar mis piernas, pero yo estaba dando todos los puñetazos y patadas que podía”, relató ella.

El sujeto huyó de la escena cuando apareció un vehículo en la zona, y Anne logró pedir ayuda a los transeúntes quienes amablemente la llevaron a su hotel.

Nadie le ofreció atención médica y la policía no atendió la denuncia. El esposo de Anne, estaba desconcertado y ella no quería relatar lo ocurrido, estaba en shock.

La Oficina de Relaciones Exteriores de Turquía recomienda que los turistas estén alertas a las agresiones sexuales, sobre todo en período de vacaciones de verano en los centros turísticos ya que se han registrado muchos casos en los últimos años.

También, advierten que no acepten traslados ofrecidos por extraños, “En el 2015, se registraron 18 casos de agresión sexual incluyendo violación, y fueron reportados al personal del consulado británico en Turquía”, informó la institución.

John, el esposo de Anne, comentó que ha sido devastador para ella enfrentarse al trauma de lo que sufrió, asegura que no es la misma desde aquella noche.

Anne asegura que la policía no atendió su caso como debía tras el incidente, una semana antes se conoció el caso de una estudiante británica de 21 años que fue violada en Sicilia, Italia tras entrar a un vehículo que presumía que era un taxi cuando se separó de su grupo de amigos.

VER TAMBIÉN:  Un impactante video muestra cómo una pasajera robó descaradamente al chófer de Uber

A la víctima la encontraron en un estado de confusión cerca de la autopista más próxima a Palermo, le contó a las autoridades policiales que se había subido a un vehículo blanco después que se separó de sus amigos y que el chofer condujo hasta un polígono industrial antes de abusar sexualmente de ella.

Es importante permanecer siempre alerta ante situaciones vulnerables donde podamos estar en peligro, en caso de necesitar un traslado debe ser en un taxi que cumpla con las normas de seguridad y que pueda ser localizado.

Nada justifica la conducta de estos despiadados sujetos, la manera de combatir la violencia es promoviendo que se acabe la impunidad y con medidas preventivas que limiten sus posibilidades de actuar.

¡Ya basta! Compartamos el testimonio de Anne para ayudar a prevenir.

NUESTRO VIDEO DEL DIA

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!