“Estoy muy arrepentida” – Cuenta el drama que ha sufrido desde que se hizo una cirugía barata

Vivimos en un mundo donde cada vez existe más presión para tener el cuerpo perfecto o parecernos a determinados estereotipos.

Después de muchos años de dedicarse al mundo de las redes sociales y dar a conocer su vida en Internet, la influencer Sophie Elise ha decidido dar un paso atrás para reconocer lo mucho que la ha afectado realizarse cirugías estéticas con las que ahora no se siente verdaderamente cómoda.

Sophie Elise es una de las personalidades más influyentes de Noruega.

La cirugía de levantamiento de glúteos brasileños suele costar en cualquier parte del mundo cerca de 6 mil dólares. Sin embargo, hay países en donde ofrecen este procedimiento por prácticamente la mitad del precio.

Sophie ya tiene más de 400 mil seguidores en su cuenta de Instagram.

En Turquía, muchas personas van a levantar sus glúteos por tan sólo 3 mil dólares. Sin embargo, muchos han señalado sus preocupaciones sobre cómo las operaciones a bajo costo pueden terminar significando un riesgo mucho más grande para la salud.

“Cuando lo hice no pensé en la consistencia. Estoy cansada de estos glúteos que no lucen naturales”.

Sophie decidió viajar a Turquía para operarse los glúteos cuando tenía tan sólo 19 años. Sin embargo, todo sucedió mucho más rápido de lo que ella había imaginado y ni siquiera tuvo una consulta con los médicos para aclarar la talla o forma que desea conseguir. Ahora se siente completamente arrepentida de haber modificado su cuerpo.

“Ahora que estoy un poco mayor he comprendido que tengo que hacer decisiones con los que esté cómoda por el resto de mi vida”.

Esta no ha sido la única operación que se ha realizado la influencer. Sophie decidió hacer un llamado a sus seguidores para hablarles sobre la manera en que se sentía consigo misma. Anuncia que ahora irá a Los Ángeles para contactar con especialistas y revertir la operación a la que se sometió cuando era tan solo una adolescente.

“El próximo año las cosas ya no serán iguales”.

También anunció que no compartirá en sus redes sociales tanta información sobre las cirugías, ya que se quiere concentrar en mandar un mensaje de aceptación para todos los jóvenes que la siguen.

“No publicaré fotos del antes y después”.

Esperamos que el caso de Sophie ayude a que jóvenes de todo el mundo comprendan la importancia de aceptarnos tal y como somos. Cualquier operación, incluso las estéticas, deben ser pensadas seriamente y tomando como principal prioridad nuestro bienestar.

¿Qué te parece de la decisión de esta influencer? Cuéntanos tu opinión y comparte su mensaje.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!