Se queda aterrada al ver rostros de muñecas incrustados en las paredes del sótano

Para quienes siempre han soñado independizarse, mudarse es una de las principales metas a alcanzar, un nuevo lugar donde puedas empezar de cero y hacer de un pequeño espacio algo realmente acogedor, un hogar que puedes transformar y donde por supuesto, te puedes impresionar con los cambios.

Solo que nadie imagina que el motivo de tanta impresión puede convertirse en una sensación de miedo al encontrar extraños objetos pegados en algunos de rincones de la casa.

Las muñecas no siempre son tan adorables como la mayoría cree.

Esto fue lo que le pasó recientemente a una mujer quien tras mudarse a su nueva casa descubrió caras de algunas muñecas pegadas en la pared del sótano.

Las escalofriantes imágenes fueron compartidas por su hermana a través de Twitter, no pasó mucho tiempo para que miles de internautas reaccionaran a las fotos y recomendaran a la mujer mudarse de casa.

Junto a las fotos se puede leer:

“Mi hermana se mudó a una nueva casa y encontró esto en la pared de su sótano”.

Las fotografías claramente hicieron ruido de forma masiva en Internet, los usuarios no pararon  de comentar y reaccionar antes las extrañas imágenes.

Incluso algunos le hicieron zoom a la foto para ver en detalle el ojo perdido de la muñeca. Algunos de los comentarios más populares son:

“No. Ya no es su casa. ¡Múdate! ¿Por qué no revisó el sótano antes?

Otro usuario comentó:

“Está bien, en primer lugar, entiendo que todos vamos a decir ´madre santa que miedo´. Aunque de hecho, estoy pensando que era alguien con sentido del humor y es gracioso. Yo pondría un marco a su alrededor y lo mantendría en la pared así.”

Las fotos de la espeluznante muñeca decorativa fueron un detonante para que otros usuarios de la red social compartieran hallazgos similares. Una usuaria comentó:

“Vi esto sentada en un semáforo”.

Alguien más dijo:

«También están por todas partes en Manhattan Beach. Tomé esta foto hace casi dos años lol».

“Es gracioso, tomé fotos de lo que encontré en un lugar de vacaciones durante el verano”. Comentó otro usuario.

Por supuesto, otros intentaron calmar el miedo dando una explicación. Alguien escribió:

“Esos son bebés de sótano. A finales de los 60 y principios de los 70 era una tendencia tanto en Nueva York como en California incrustar partes de muñecas en la pared de tu casa, incluidos los sótanos.

A veces, también escondían artículos dentro de estos, como recortes de periódicos, y rara vez, dinero en efectivo. Eche un vistazo.”

Finalmente, la hermana de la mujer principalmente afectada por las muñecas, respondió en forma de juego:

“La gente se molesta cuando promocionas productos en tus tuits, pero no veo a ninguno de ellos gastando el dinero que necesita mi hermana por su exorcismo.”

Si bien, hay muchas especulaciones al respecto no podemos negar que estas “muñecas decorativas” es lo menos que quieres en ver un sótano oscuro. Al menos, hay varias hipótesis que las hermanas pueden usar como consuelo.

No te vayas sin antes compartir esta historia y cuéntanos cómo reaccionarias si te encuentras algo similar.