«Se lo prometí a Dios»– Se gradúa de policía y usa su primer sueldo para ayudar a los más pobres

La mayoría de las personas desean alcanzar una profesión y encontrar un trabajo estable para superarse y ayudar a sus familias. Ese primer sueldo es sin duda una gran satisfacción personal y sirve para aliviar necesidades personales. Sin embargo, una dama en Brasil se ha escindido de cualquier individualismo y sorprendió a todos con el fin que tuvo su primer pago laboral.

Se trata de la recién contratada Oficial Militar de Alagoas, Alexa Faria, quien generosamente decidió utilizar todo el dinero que ganó por su primer mes de trabajo para apoyar una causa justa: brindar apoyo a los más necesitados.

En los momentos tan difíciles que se viven en el mundo debido a la pandemia por COVID-19, la oficial no es ajena al dolor del prójimo e hizo una promesa que cumplió a cabalidad.

“Cuando sentí que quería ser policía y que haría todo lo posible para conseguirlo, hablé con Dios y le dije que cuando lo obtuviera y me graduara, donaría mi primer salario en canastas de alimentos y medicinas. Ese día ha llegado y estoy simplemente muy alegre”, dijo la mujer policía.

Esta dama está comprometida no solo con la justicia, sino con las causas humanitarias y desde pequeña sintió el llamado a hacer el bien. Ahora que ha logrado titularse como oficial no piensa separarse de sus principios, así que encantada decidió cumplir su promesa.

Su gesto fue aplaudido por todos en redes sociales, después de que Alexa compartiera imágenes en su Instagram en las que se le ve haciendo las compras en un supermercado.

Aunque no solo eso donó la oficial, Alexa también invirtió el sueldo en medicinas para ayudar a solventar la crisis de personas necesitadas.

Esta generosa mujer realizó las compras el pasado 29 de junios y, aunque era una misión personal, decidió involucrar a más personas.

Los insumos comprados por la oficial fueron repartidos en conjunto con sus compañeros de trabajo en las comunidades más vulnerables del estado de Alagoas. De este modo, Alexa se aseguró de que los productos llegasen a manos necesitadas y además promovió una buena acción entre sus compañeros.

La oficial también compartió su iniciativa en redes en un intento por impactar positivamente dentro de su comunidad. Los usuarios de Instagram apreciaron su gesto y la felicitaron por ello.

“Felicitaciones por tu hermosa actitud, Dios siempre te honra. Orgulloso de ti», escribió una mujer.

Esta dama tiene las mismas necesidades que todos, pero no frenó su corazón y quiso cumplir la promesa que hace mucho había hecho. Esta acción cobra más sentido en la realidad actual, el mundo atraviesa momentos difíciles pero entre todos siempre habrá el modo de hacer algo para juntos salir adelante.

Nos contenta ser portavoces de estos actos de generosidad, comparte esta historia y ayúdanos a seguir inspirando.