Se filtra el preocupante audio que envió la adolescente de 17 años un día después de desaparecer

El 17 de febrero, la adolescente argentina de 17 años, Agustina Fabiana Casasola, salió de su casa, en Aguaray, un pueblo al norte de la provincia de Salta.

Eran las 9 de la mañana cuando la vieron por última vez y no volvió más. Vestía un vaquero azul, una camisa blanca y un abrigo rojo. Desde entonces se difundió la noticia de su desaparición en las redes, y las autoridades iniciaron un operativo de búsqueda sin precedentes.

El caso se viralizó como nunca antes, especialmente por la serie de interrogantes y cuestionamientos, señalando en un principio a la propia familia de la menor como la causante de que ella hubiera decidido irse de casa por su propia voluntad.

Esto sucedió a partir de que saliera a la luz un mensaje en audio que la adolescente presuntamente envió a la prensa, en el que niega que la raptaron. Y habría sido ella quien huyó por los supuestos malos tratos que venía recibiendo por parte de su madre.

«No me sigan buscando porque yo en algún momento voy a volver. La verdad es que ahora no quiero volver, pero yo voy a volver (…) Yo me salí de mi casa por mi propia voluntad porque ya no aguantaba que mi mamá me siga maltratando e insultando de muchas maneras y groseras”, es parte del audio de Agustina.

Puedes escuchar el audio completo aquí.

Agustina dijo en el audio que ella está con un joven de origen venezolano, quien sería según su familia el autor del secuestro. Lo único que la familia sabía de él era que se llamaba Sebastián.

Pero en otro audio enviado a la prensa ayer, habló el sujeto, y tras prometer que la traería de vuelta y que se entregaría a la justicia, reveló que su identidad verdadera es Wuisthon Antonio Díaz, y tiene 26 años.

«Lo hice para protegerla», aseguró Wuisthon.

Presuntamente Wuisthon sería la pareja de Agustina, con el que espera un bebé, y ella desea quedarse con él.

Pero lo extraño del caso es que sus mejores amigas nunca supieron siquiera que ella tuviera una relación y tampoco nunca les contó del presunto embarazo. Igualmente dijeron que nunca fueron testigos de que la madre de Agustina la tratara mal.

Desde que el audio se viralizó, toda la opinión pública y las investigaciones se centraron en la familia, algo que indignó profundamente a sus padres. Pues ellos no pueden creer que se hayan centrado todas las fuerzas en juzgar a la madre, y que al asumir que su hija se fue libremente, se «naturalice la desaparición de una adolescente».

Alegan que si bien la voz en el audio sí pertenece a Agustina, se nota claramente que está siendo coaccionada. Incluso dos amigas cercanas que concedieron una entrevista a los medios, corroboran la versión de los padres, y aseguran que la menor se expresa de un modo que jamás le han escuchado.

“Evidentemente no tienen el más mínimo sentido de conocimiento de lo que significa la coacción y la manipulación de una menor en condiciones de vulnerabilidad”, dijo su hermana Sofía en una publicación viral.

«Hacer públicos esos audios, queriendo culpar a mi mamá y a mi hermana de su desaparición y dejarlos como «buenos tipos» al cordobés y al venezolano es vergonzoso. Por eso es que siguen apareciendo muertas las mujeres de este país, y por esos «periodistas» las culpamos a ellas por la supuesta «decisión que tomaron». Mi hermana tiene apenas 17 años RECIÉN CUMPLIDOS. Ninguno de los medios publicó las irregularidades de este tipo conocido por todo el mundo en Aguaray y países extranjeros como estafador, corrupto, mal viviente. ¿Y cómo es que ELLOS tienen acceso a audios, vídeos, todo de una nena? ¡Por favor! ¿Por qué quieren tapar a los tipos? ¿Qué ocultan? ¿Qué quieren hacer con mi hermana?», concluye la denuncia de Sofía.

La familia señala directamente al venezolano y a otro hombre de Córdoba, como los autores del secuestro de su hija. Y ahora tienen el apoyo de las redes que se inclinan a juzgar que se trata de un caso de trata de personas, y temen por el destino de la menor y su bebé.

La desaparición de Agustina motivó una cooperación nacional e internacional para dar con ella, ya que la principal hipótesis apunta a que se encuentra actualmente en Bolivia.

La investigación está a cargo del Ministerio del Interior de la Nación, la Secretaría de Búsqueda de Personas de Buenos Aires, autoridades judiciales de Bolivia y la PROTEX (Procuraduría de Trata y Explotación de Personas). Y la familia está siendo acompañada por la Fundación Volviendo a Casa.

Comparte para que este angustiante caso llegue a todos los rincones y sirva como alerta para tantos padres que podrían pasar por su misma desesperación. Todos nuestros pensamientos con su familia para que vuelva a casa sana y salva.