Se enamora en un programa de citas sin saber que a la persona le quedaba poco tiempo de vida

¿Son el amor y la enfermedad conceptos incompatibles? Dentro de la psicología de la enfermedad, saber si tu pareja podrá soportar o no esa carga supone uno de los principales miedos de vivir con una persona con alguna patología.

First Dates es un famoso programa de citas estadounidense donde un hombre diagnosticado con cáncer apareció para concursar.

Su nombre es Julian Fiano, un tipazo con una actitud tan excepcionalmente positiva hacia su enfermedad, que sirvió de inspiración para los espectadores y se robó el corazón de Lucy Doherty, su actual esposa.

Conocidos y amigos le advirtieron a la mujer del riesgo que significaba para su estabilidad emocional apegarse demasiado a Julian, ya que debido a un glioblastoma en su cerebro le habían dado tan solo entre nueve meses y un año de vida, no más, lo que podría causarle un dolor sin límites a Lucy.

Sin embargo, y sin inmutarse para nada, la mujer de 30 años, enamorada decidió unir su vida a la de este hombre valiente y enfrentar al cáncer juntos, tratando de disfrutar al máximo cada valioso segundo que le reste de vida junto a su amado. Según ella misma asegura, hoy está más feliz que nunca.

“Nuestra relación ha progresado a un nivel que quizás ninguno de los dos esperaba. Ahora vivimos juntos y él es mi mejor amigo y mi pareja. Soy plenamente consciente del pronóstico y lo enfrentamos de frente juntos, pero quiero disfrutar de nuestra relación como otras personas y me siento bendecida de que podamos hacerlo”, dijo Lucy.

Incluso, Julian tenía su esperma congelado antes de recibir quimioterapia, por lo que es muy probable que ambos decidan ser padres. Aún ambos cavilan sobre dicha posibilidad, ya que ser una madre viuda y soltera tan pronto no sería justo para el bebé. Veremos.

“Pero, pase lo que pase, sé que si tuviéramos un hijo nos encargaríamos de hacerle saber lo mucho que lo deseamos tener y lo mucho que lo amamos”, añadió.

Por su parte, al principio Julian también se mostró receloso de acercarse a la mujer debido a su pronóstico de vida, pero ahora sabe que encontrarla ha sido el mejor negocio que ha podido hacer en la vida, y agradece esa oportunidad de amar así al programa First Dates, donde aquel diciembre de 2018 su ilusión volvió a nacer, con su adorada Lucy.

“Inmediatamente después de mi diagnóstico, en 2016, me sentí un deprimido en potencia, pensé en acabar con mi vida. Recuerdo estar acostado en la cama del hospital y pensar que sería mejor si no estuviera aquí, no quería ser una carga para mi familia y causarles sufrimiento”, dijo Julian.

Sin embargo, el hombre cambió su visión y su nueva perspectiva de las cosas lo hizo darse cuenta de todas sus bendiciones. Esta vez se necesitó del cáncer para que este guerrero se diera cuenta de lo preciosa que es la vida y lo que es realmente importante: estar rodeado de las personas que ama.

La pareja compartió su historia para apoyar a The Brain Tumor Charity y crear conciencia sobre su campaña Great Minds, cuyo objetivo central es recaudar fondos para la investigación y apoyar a las personas que tienen que lidiar con un tumor cerebral.

Como dice Lucy, un diagnóstico de tumor cerebral tiene un impacto en la pareja y en toda la familia, no solo en la persona que lo sufre, sin embargo, el amor, ese sí que es para siempre. Comparte esta historia de amor incondicional con tus seres queridos.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!