Lo arrestan por seguir cobrando su sueldo 4 años después de ser despedido de su trabajo

Ronald Berry trabajó durante años en el metro de Nueva York. A partir del 2015 su salud comenzó a decaer y se ausentó durante un tiempo debido a que esta sufriendo de una severa hipertensión y asma.

En medio de todo esto, Ronald parece no haberse dado cuenta de que había sido despedido y durante años siguió cobrando los cheques por horas de trabajo que no había desempeñado.

Ronald trabajaba en el departamento de mantenimiento del subterráneo.

El Departamento de Autoridad del Transporte Metropolitano se dio cuenta de que algo no andaba del todo bien con el expediente de Berry.

Allí, está claramente señalado que había sido despedido pero seguía cobrando una y otra vez su salario. Él, en cambio, asegura que se encontraba de permiso médico de modo que se generó una investigación para llegar al fondo de todo esto.

Según consta en los reportes, Berry había sido despedido en el 2013.

Mientras tanto, Berry recibió una demanda por haber recibido decenas de cheques de pago por parte de la empresa para la que ya no trabajaba. El hombre de 47 años asegura que él nunca recibió ninguna notificación de que lo habían despedido. En cambio, seguían enviándole cartas en las que indicaban que debía recibir entrenamiento.

Si me despidieron ¿por qué me siguen enviando cartas? En la última de indicaban todo lo que debía hacer para recibir entrenamiento para el arreglo de las vías”.

Sin embargo, las decenas de cheques que Berry cobró a lo largo de todos estos años indicaban que el salario que recibía se debía a múltiples horas de trabajo y no indicaba nada sobre un permiso médico. Y él lo sabía.

A principios de octubre, cuando se dirigió a buscar su cheque, Berry fue arrestado y además de verse en la obligación de pagar una gran suma de dinero también está recibiendo cargos por allanamiento.

Se estima que Berry cobró más de 250.000 dólares sin trabajar.

Desde entonces, todos los trabajadores del transporte metropolitano se encuentran utilizando un nuevo sistema biométrico para indicar su llegada y partida del trabajo. De esta manera se espera evitar mayores confusiones en donde se lleguen a casos tan extraños como el de Ronald Berry.

Actualmente Berry se encuentra pidiendo una pensión por desempleo.

Por los momentos, el caso se encuentra en manos de la justicia y no se sabe qué medidas tomarán con Berry.

Esperamos que se logre llegar al fondo de todo este asunto para que todos los empleados logren cobrar un salario por sus horas de trabajo y el transporte marche con completa normalidad.

¿Qué opinas de este caso tan peculiar? Cuéntanos tu opinión y comparte esta nota.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!