Tras perder casi 200 kilos y mejorar sus hábitos una peligrosa adicción acabó con su vida

El sobrepeso es una condición que afecta a millones de personas, esta peligrosa característica va más allá de los cánones o estereotipos de belleza, sino que es extremadamente perjudicial para la salud.

Agotamiento, problemas cardíacos, de tensión, de colesterol y muchísimos más pueden ser consecuencia del sobrepeso, muchas personas viven con obesidad mórbida y es algo que deberían corregir de inmediato.

El caso de Robert Buche es sin duda un ejemplo sobre lo que esta afección puede causar, el hombre de 41 años poseía un sobrepeso inimaginable y, debido a su colosal tamaño, la cadena TLC estaba a punto de transmitir un reality show en donde el hombre comenzaría a tener una vida saludable para bajar de peso.

El show estaba a punto de transmitirse, pero el hombre sufrió un fulminante ataque cardíaco que acabó con su vida dejando a su familia con el corazón roto cuando ya veían una luz de esperanza para ayudarlo a través del programa. Robert ya había empezado con su nueva vida saludable para bajar de peso.

Cuando Buche fue contactado por la cadena televisiva para realizar el show pesaba alrededor de 400 kilos, este es un peso inimaginable y grotesco cuando se habla de sobrepeso, pues incluso 100 kilos es demasiado, aunque la persona sea muy alta.

Con su fatídica muerte, Buche dejó a una familia y a Kathryn Lemanski, su prometida, devastados, además de la ilusión de miles de personas que anhelaban ver su transformación en el programa de televisión.

Lo más triste de esta historia es saber que Buche ya había empezado a cambiar su estilo de vida por uno más saludable. Del mismo modo, Younan Nowzaradan, su médico en Texas, lugar donde recidía, le estaba ayudando a cambiar radicalmente su manera de alimentarse y a vivir tras haberse mudado con su novia.

VER TAMBIÉN:  Lo rechaza cruelmente después de recibir el riñón que necesitaba para salvar su vida

Gracias al apoyo de su novia y de su doctor, Buche había empezado a verle frutos a su nuevo estilo de vida perdiendo casi 200 kilos durante los primeros meses. Y después de haber perdido esta enorme cantidad de peso, el hombre debía someterse a una cirugía para remover una masa en la parte derecha de su cuerpo, esta cirugía fue el comienzo del final para este hombre.

Debido al dolor que le causó la cirugía, empezó a hacerse adicto a medicamentos para el dolor y cuando el médico de Buche notó esta conducta decidió eliminar el medicamento bajando la dosis poco a poco pero ya era demasiado tarde, Buche era adicto.

Su esposa no lo reconocía, ella afirma que no se comportaba como él mismo, incluso rasgó su sutura en un intento desesperado por obtener más medicamentos. Esta adicción empeoró todo, su sedentarismo extremo le impedía seguir con sus buenos hábitos.

Relay Hero / Msn

Era momento de que Buche entrara a rehabilitación debido a su adicción, pero tristemente esto no funcionó y falleció una semana después de un paro cardíaco fulminante.

Es muy triste saber que después de tanto trabajo por estar sano y cambiar su vida murió de esta manera, dejando a su prometida totalmente desconsolada al perderlo después de estar 14 años juntos.

No debemos subestimar el peligro de la obesidad, hay que actuar antes de que sea demasiado tarde para luchar contra las complicaciones de esta enfermedad.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!