Rescatan a la niña de 3 años que permaneció consciente 65 horas bajo los escombros del terremoto

El pasado viernes un terremoto de magnitud 7,0 lo produjo frente a la provincia de Esmirna, en Turquía afectan Atenas y Estambul, las ciudades más pobladas de Grecia y Turquía.

El desastre dejó el lamentable saldo de 81 personas fallecidas y casi mil heridos que sufren los estragos de haberlo perdido todo.

Pero ha surgido una historia de esperanza en esta tragedia, la de “la niña Milagro”, se trata de una pequeña de 3 años que sobrevivió durante 65 horas bajo los escombros.

Elif Perinçek, salió de entre los escombros sujetando con su dedo pulgar la mano del rescatista, un bombero llamado Muammer Çelik.

La niña se quedó atrapada con su madre, Seher, y sus hermanas, unas gemelas de 10 años, y su hermano de 7 años, después de que el edificio del bloque de apartamentos Doganlar del distrito de Bayrakli, se convirtiera en uno de los 8 que se derrumbaron en Esmirna.

Esta mañana los miembros del equipo de rescate la encontraron con vida tres días después del terremoto.

Ente aplausos, Elif salió con los bomberos en una camilla, mientras que su madre y sus dos hermanas fueron rescatadas el pasado sábado y fueron trasladadas a un hospital.

Lamentablemente, Umut, el hermano de Elif, de 7 años, falleció bajo los escombros.

El rescate de Elif representó una luz de esperanza para los equipos de protección civil y para toda la población afectada.

Ella estuvo 65 horas en un espacio que los rescatistas definen como “un hueco de vida”, una silla de la cocina se había volcado sobre la niña evitando que fuera aplastada por los escombros.

Muammer Çelik, quien participó en las labores de rescate, describió lo que sucedió en la zona antes de que sacaran a la pequeña y las declaraciones del padre.

“Su padre me dijo ‘estoy listo para lo que sea, estoy preparado para todo’ y yo le respondí: ‘Dios obra milagros, quizás veamos uno aquí, no te rindas’”, relató el rescatista, miembro del cuerpo de bomberos de Estambul.

Durante la madrugada recibieron una señal de vida de la pequeña, Elif salió con los primeros rayos del sol y estaba consciente.

“Elif tomó mi dedo… limpié su cara, le quité el polvo. La llevé con un compañero, pero ella mantuvo agarrado mi dedo hasta que llegamos a la enfermería. Esta niña merece vivir hasta el final”, resaltó el bombero muy emocionado.

De acuerdo con el medio impreso de Turquía Sabah, siete personas han sido detenidas por estar vinculados con los edificios que se derrumbaron. Entre ellas hay ingenieros y contratistas de obras que participaron en la construcción de las edificaciones que no cumplían con las medidas de seguridad.

Un investigador de la Universidad de Esmirna Abdussamt Arslan, dijo: “La calidad del hormigón en las mediciones que hicimos en esta región era mucho menor de lo que debería ser”. Algunos edificios del área afectada podrían no cumplir con las normas de regulación antisísmica.

Y esa no fue la única buena noticia, siete horas antes de sacar a la pequeña Elif de los escombros, rescataron a una niña de 14 años, Idil Sirin, que estaba en otro edificio de la zona.

Idil estaba atrapada junto a su hermana de 8 años, quien lamentablemente no logró sobrevivir a las lesiones que sufrió tras el derrumbe del edificio.

La adolescente está estable, recuperándose de las lesiones que sufrió y las consecuencias de haber estado inmovilizada y deshidratada.

Hasta ese martes, los rescatistas han logrado rescatar a más de cien personas con vida.

Los bomberos son reconocidos como grandes héroes que han trabajado y siguen luchando sin descanso para rescatar a los sobrevivientes y recuperar los cuerpos de los fallecidos para que reciban el último adiós. Comparte esta noticia tan emotiva.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!