Su tumor cerebral desaparece justo antes de operarse y los médicos buscan una explicación

En ocasiones ocurren acontecimientos que nos dejan sin palabras y sin argumentos que puedan explicarlos de manera lógica. Muchas personas se niegan a creer en los milagros, sin embargo, hay muchos sucesos que no se pueden catalogar de ninguna otra forma, al menos hasta que la ciencia logre resolver estos misterios.

Esto fue lo que sucedió hace unos días en San Francisco, Estados Unidos, cuando un pastor llamado Paul Wood estaba a punto de entrar a cirugía, para que le extirparan un tumor cerebral maligno que amenazaba con causarle la muerte, y este desapareció repentinamente.

“Tenía dolores de cabeza constantes y no podía caminar por los pasillos sin aferrarme a las paredes”, dijo el hombre.

Inicialmente, los médicos sospechaban que Wood tenía una hemorragia cerebral pero, después de realizar un análisis minucioso, se determinó que en realidad tenía un tumor.

El hombre sufría fuertes dolores de cabeza que le impedían realizar sus actividades cotidianas y esperaba que con la cirugía pudiera recuperar su vida normal. Fue entonces que Paul acudió con un neurocirujano para concertar los últimos detalles de la intervención quirúrgica y los dos quedaron anonadados cuando, al realizar una radiografía, no encontraron rastro alguno del tumor.

Desde el momento en que fue encontrado el tumor maligno de Paul, él se volcó en su fe para suplicar que lograra salir con bien de la cirugía y también pidió a todos sus amigos que se unieran a sus oraciones a través de su cuenta de Facebook.

“God’s going to take this away”: Cancer survivor Paul Wood credits his strong faith for medical miracle – his brain tumor vanishing just one day before he was scheduled for surgery

“God’s going to take this away”: Cancer survivor Paul Wood credits his strong faith for medical miracle – his brain tumor vanishing just one day before he was scheduled for surgery

Publiée par Fox & Friends sur Dimanche 11 novembre 2018

“Mi teléfono explotó. Mi Facebook estaba lleno de oración tras oración, en toda California”, explicó Paul.

Paul se encontraba más que resignado al hecho de someterse a una larga cirugía para que los médicos extirparan su tumor, pero a tan solo un día de la operación su organismo se encontró libre de cualquier enfermedad.

“Si no crees en Dios y crees que no hace milagros, explica esto. El tumor desapareció y los médicos no pueden explicarlo, están de acuerdo en que se trata de un milagro. Es así como lo planeó Dios”, señaló el hombre.

Los especialistas no han podido dar ninguna explicación racional a lo acontecido, pero algunos se rehúsan a definirlo como un milagro.

Paul Wood

“Hacemos pruebas, tenemos la más alta tecnología médica y tratamos de llegar a una conclusión, pero a veces suceden cosas que no podemos explicar”, mencionó el equipo de especialistas.

Los médicos continúan analizando lo sucedido con Paul para encontrar una explicación. Por lo pronto, no nos queda más que aceptar que tenemos mucho por descubrir y estudiar.

Comparte esta insólita historia con todos tus amigos y cuéntanos qué piensas de lo sucedido con el tumor de Paul, ¿crees en los milagros?

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!