Los pasajeros amarran con cinta adhesiva a un hombre que los puso en peligro durante el vuelo

Esta historia es para todo el mundo menos para las personas que temen viajar en avión. Puede que esto les alimente el miedo a las alturas. Se trata de un hombre ruso que hizo lo impensable en un vuelo de la Nordwind Airline de Rusia, que viajaba con destino a Phuket, una ciudad tailandesa.

El hombre en cuestión se encontraba totalmente pasado de copas y causó el pánico entre el resto de los pasajeros cuando intentó abrir la puerta de la salida de emergencia del avión.

Inmediatamente un grupo de personas se fueron encima de su cuerpo. Lo contuvieron unos siete pasajeros que reaccionaron al instante al ver la locura que este hombre estaba por cometer. 

Todo esto ocurrió aproximadamente a 10 mil metros de altura y la noticia se dio a conocer gracias a la periodista televisiva Elena Deminova, también rusa, quien relató lo sucedido.

Aparentemente todo había transcurrido normalmente hasta que escuchó turbaciones en el equipo de sobrecargos y azafatas. Todos intentaban controlar al hombre. 

El vídeo se ha vuelto viral en las redes, ya que la periodista lo ha compartido. La gente está muy sorprendida con lo sucedido. 

 Elena Deminova

¿Cómo lograron inmovilizar a este borracho de las alturas?, utilizando papel film y cinta plástica, puesto que todos estaban nerviosos y no podían tomarse a la ligera el loco acto que este hombre acababa de protagonizar. 

“Pobre hombre, pero no debería tener este tipo de comportamientos. Puso en peligro a todo el mundo y vaya que pudo causar una desgracia de no ser por el resto de las personas”, mencionó sorprendida una internauta. 

El vuelo tuvo que detenerse en el aeropuerto más cercano al lugar del incidente. Justo en Uzbekistán. Tras aterrizar, pudieron comunicarse con las autoridades, las cuáles detuvieron al hombre, que no solo había estado pasado de copas y había puesto en peligro a los tripulantes con sus actos irresponsables, sino que también había tenido tratos injustos con las azafatas.

Según declaraciones de una funcionaria del departamento de investigación del Instituto de Transporte Multirregional de Moscú, Elena Marovskaya, los pasajeros tuvieron una experiencia muy difícil y más de uno quedó aterrado psicológicamente. 

Afortunadamente el incidente fue controlado a tiempo por los mismos tripulantes. Si la reacción no hubiese sido tan severa, probablemente no vivieran para contarlo. A veces es necesario tener un poco de carácter a la hora de controlar una situación en donde la vida de todos pudiera correr peligro. 

Ojalá que nadie más tenga que sufrir una situación de este tipo mientras viaja en avión

Comparte esta insólita historia entre tus familiares y amigos para que vayan con cautela cuando viajen por aire. 

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!