«Papá, te debo mucho» – Acude al trabajo de su humilde padre y sale desconsolada

¿Alguna vez has reflexionado en todo el sacrificio de tus padres para criarte, educarte y apoyarte en cada etapa de tu vida? Pocas veces nos detenemos a pensar en ello, pero la mayoría de los padres son unos auténticos guerreros dispuestos a darlo todo por el bienestar de sus hijos.

Jamás pensó que su trabajo era tan agotador

De esto se percató una joven nigeriana, llamada Winnie Jane, quien acudió por primera vez al trabajo de su padre para darse cuenta de lo mucho que el hombre debe trabajar, día a día, para sostenerla a ella y a su familia.

Al llegar al trabajo de su padre, Winnie lo encontró exhausto, sin camiseta bajo el ardiente sol. Él reaccionó con alegría al ver a su hija, pero no pudo ocultar su cansancio reflejado en las líneas de su frente y en su semblante.

El hombre trabaja arduamente como cortador de madera y, para hacerlo, emplea una pesada sierra eléctrica con la que derrumba los árboles para después cortarlos en partes más pequeñas. Por supuesto, no es una tarea nada sencilla e implica extremo esfuerzo físico.

Para vivir en carne propia lo que debe pasar cada día su padre, Jane tomó entre sus manos la sierra, lo más firmemente que pudo, y se dispuso a cortar los restos de un árbol que se encontraban apilados.

Sin embargo, por más que trató de conseguir cortar la madera, no lo logró debido a que la fuerza de la sierra era mucho más grande que la suya y no pudo dominar la herramienta de trabajo. Estaba decepcionada de sí misma, pero muy orgullosa de su padre.

Desde ese momento, Jane pudo reconocer el gran esfuerzo que su padre realiza por el amor hacia su familia. Sobre todo, para poder tener los ingresos suficientes para poder enviarla a ella y a sus hermanos a la escuela.

“De aquí es de donde obtenemos nuestro pan de cada día, de aquí también vinieron los fondos para mis cuotas escolares, ¡desde la guardería hasta el nivel universitario! Papá, te debo mucho.

Esto fue lo que pasaste todos estos años ¿solo para asegurarte de que tuviera educación? Pensé que era fácil, hasta que manejé la máquina y todo mi ser comenzó a vibrar inmediatamente. Solo ahora sé todo lo que padecen los padres”, escribió la joven en sus redes sociales.

Consciente del trabajo de su padre, así como del esfuerzo de su madre que se ha dedicado en cuerpo y alma a hacer de sus hijas mujeres fuertes e independientes, Winnie solo pide a la vida poder obtener un empleo digno que le ayude a devolver un poco de lo mucho que ha recibido de su familia.

“Que Dios bendiga a los padres. Por favor, que el universo me ayude, necesito un trabajo para cuidar de mi familia”, señaló la joven.

Nunca dejes de agradecer el gran amor y esfuerzo de tus padres, pues sin ellos no serías lo que eres hoy. Comparte esta emotiva historia y haz que tus padres se sientan orgullosos de ti.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!