En el hospital se asombran con el gesto de un policía con el niño de 2 años que estaba perdido

Es muy reconfortante saber que hay personas dispuestas a hacer lo que sea para poder ayudar a los demás.

El Oficial James Hurt es un policía que sin duda supo escoger muy bien su profesión. Desde que era muy pequeño siempre ha sentido una fuerte pasión por ayudar a los demás.

James trabaja como policía en Georgia, Estados Unidos.

Un día, Hurst se encontraba patrullando por las calles cuando encontró a un niño. El pequeño no paraba de llorar y se podía ver que se encontraba muy sólo y confundido.

Hurst se indignó al comprender que alguien había dejado a este niño expuesto a un peligro tan grande. A tan corta edad y por sí solo su vida se encontraba en verdadero riesgo.

El niño tenía apenas dos años de edad.

Cualquier otro de sus compañeros habría llevado al niño al hospital pero él decidió hacer mucho más que eso. Una vez que lo llevó a Emergencias decidió quedarse junto a él para darle apoyo.

El pequeño no podía parar de llorar así que Hurst lo abrazó tiernamente y le explicó que todo estaría bien. Después de un par de minutos el angustiado niño quedó profundamente dormido en los brazos del oficial.

Aun no ha sido revelada la identidad del niño.

Una vez que todos los exámenes médicos terminaron, Hurt se encargó de llevar al pequeño a Servicios Sociales. Para el distinguido policía, todas sus acciones fueron básicamente motivadas por su instinto humano.

Sin embargo, muchas personas pasaron frente al pequeño sin detenerse a ayudarlo. Hurst, en cambio, se aseguró de brindarle su amistad y asegurarse de que contara con buena salud y un techo en donde lo ayudarán a mantenerse a salvo.

“Estas acciones son las que necesitamos. Fue más allá de lo que debía para asegurarse de que el pequeño se encontrara a salvo”.

Uno de los compañeros de Hurst se conmovió al ver todo el esfuerzo que el oficial había puesto en ayudar a este pequeño. Tomó una fotografía en donde se les puede ver abrazados y compartió lo sucedido a través de las redes sociales.

Miles de personas quedaron conmovidas con el enorme corazón de Hurst y lo contactaron para agradecerle el gran impacto que estaba generando con sus buenas acciones.

La foto del oficial Hurt ya ha sido compartida más de 3 mil veces en todo el mundo.

Días después, Hurst recibió un reconocimiento por su labor como policía. Para sorpresa de todos, esto no tenía nada que ver con la ayuda del niño que dejaron en la calle.

El premio lo consiguió al actuar rápidamente y salvar la vida de una familia que se encontraba en riesgo por fuertes discusiones.

“Todos los demás policías deberían tomarlo como ejemplo”.

No hay duda, de que en cualquier situación, Hurst está preparado para ayudar y salvar a quienes más lo necesitan.

Esperamos que este pequeño al que tanto ayudó pueda comenzar una nueva vida. Comparte el gesto ejemplar de este policía que nos recuerda el valor de las pequeñas acciones.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!