«Nunca pensé que te vería aquí» – Dos niños rompen en llanto al reencontrarse

El confinamiento implementado en muchos países producto del coronavirus ha permitido comprender la importancia de la familia y los amigos, especialmente aquellos que no podemos tener a diario. Y eso quedó demostrado cuando dos niños en Estados Unidos se encontraron después de seis largos meses sin verse.

Cade y Carson se conocieron en la iglesia donde asistían regularmente con sus respectivos padres cuando tenían apenas dos años. Desde el primer momento se dieron cuenta de que tenían muchas cosas en común, les gustaban los mismos juegos y se convirtieron en los mejores amigos.

Apenas se llevaban once días de diferencia en sus fechas de nacimiento, así que en los últimos años las dos familias escogían un día intermedio y celebraban juntos sus cumpleaños. Era una fiesta estupenda, la esperaban ansiosos y los grandes amigos se divertían a más no poder.

Pero en el otoño de 2019, cuando ya los chicos habían cumplido siete años algo los separó. Sarah Bares, la madre de Carson decidió mudarse de Naples, Florida, a Carolina del Sur. La mudanza y la medida de confinamiento les impidió estar juntos durante medio año.

Los niños se echaban muchísimo de menos, por tal razón Sarah y Shelley Kirk, la madre de Cade, planearon en secreto un encuentro entre los dos pequeños. No quisieron decirles nada de lo que tenían pensado porque sabían que generaría mucha angustia en sus hijos.

«Ha sido difícil para los niños. Estaba decidido a mantenerlo en secreto, sabiendo que Carson estaría tan emocionado que probablemente no podría comer ni dormir los días previos», dijo Sarah.

Y de esa forma el 04 de julio en Taylors, Carolina del Sur, cuando Cade estaba visitando a un pariente junto a su madre, Sarah se presentó con su hijo. Carson iba caminando por la entrada de la casa, y en lo que Cade lo vio no salía de su asombro, salió corriendo para darle un gran abrazo.

«Nunca pensé que te vería aquí», dijo el emocionado Carson.

Fue Maravilloso poder tener a su amigo de nuevo, y Cade no podía contener las lágrimas de la emoción, después de tantos meses solo se comunicaban a través de la aplicación FaceTime, porque con el confinamiento las esperanzas de visitarse eran muy lejanas.

Sin duda, fue un maravilloso día para los dos buenos compañeros, ya tendrán tiempo por delante para reencontrase muchas veces y pasarla bien como siempre. Y cuando pasen los años tendrán historias comunes que recordar de sus travesuras de la infancia.

Comparte con todos tus amigos y conocidos este enternecedor relato. Y tú, ¿con quien te quisieras encontrar después que pase el confinamiento por la pandemia?

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!