Se negaron a abortar a su bebé “deforme”, su transformación 2 años después conmueve al mundo

No hay nada tan emocionante como la llegada de un nuevo bebé al hogar. Pero ciertamente, aunque se tomen las precauciones necesarias y se vigile el desarrollo del bebé, siempre conforme crece dentro de la barriga de mamá aumenta la expectación por asegurarse de que todo marche bien.

Es lo que estaban atravesando Sara Heller y su pareja Chris con la venida del pequeño Brody. Y desafortunadamente, lo que toda pareja más teme, en la semana 24 sucedió.

Tras conocerse el resultado de la ecografía, el médico les informó que el bebé venía con serias complicaciones. Y en ese punto, sólo había un válido consejo: practicar un aborto o si los padres decidían optar por otro camino

Brody tenía una hendidura bilateral de labio y paladar y el médico vaticinó que esa condición le causaría problemas de salud en el futuro, además de advertirles de la marcada deformación en su carita que eso implicaba.

Sin embargo, ante la radical propuesta del doctor de interrumpir el embarazo, sólo cabía una respuesta de los padres que amaron con todas sus fuerzas a su bebé desde que se enteraron que venía en camino.

Ellos aceptarían continuar con el embarazo, no les importaba su apariencia en los absoluto y desde ya estaban dispuestos a no dejarse vencer y darle lo mejor al pequeño para afrontar sus problemas de salud.

Con su dura experiencia, además querían aprovechar para difundir su historia y sensibilizar al mundo y concienciar sobre las deformidades con las que pueden nacer los bebés.

“Es estupendo sentirse orgulloso de un hijo sin importar las circunstancias, queríamos cambiar la imagen que se tiene de las ecografías de un recién nacido en nuestras redes sociales”.

Al mismo tiempo, Sara estaba consciente del arduo camino que tenía por delante: “Los labios y el paladar hendidos pueden dificultar que un bebé coma, beba, sonría y, a veces, incluso que respire”, aseguró.

VER TAMBIÉN:  Se entera de que está embarazada de gemelos tan solo 6 semanas después de haber dado a luz

No faltó la ocasión en que cada vez que salía a la calle apareciera algún curioso preguntándole por la condición de Brody y de qué le había pasado en la cara al pequeño.

Pero con una entereza inquebrantable, ella siempre respondía adecuadamente para educar.

“Preferí educar en vez de buscar enfretamientos porque esto es lo que quiero que Brody haga en el futuro. Quiero educarlo para que sea el abogado de jóvenes con la misma situación, que no tengan su propia voz”.

Al mismo tiempo, se ha encontrado con almas extraordinariamente misericordiosas que al ver la bondad que desprendía Brody, no dudaron en apoyarlo.

Sara jamás olvidará el día en que un desconocido le entregó en un restaurante un papel doblado, que resultó ser un cheque por la cantidad de 1,000 dólares junto a una nota:

“Para este hermoso bebé”.

Fue justamente parte del dinero que necesitaban para reconstruir su rostro y para el costoso tratamiento médico al que debía ser sometido.

Finalmente, después de que su historia se hizo viral y gracias al apoyo de tantas almas bondadosas, el pequeño Brody pudo ser intervenido. Y se recupera bastante bien.

Es muy probable que tenga ser sometido a más intervenciones quirúrgicas en el futuro, pero sabe que cuenta con el amor de unos pades abnegados que no han dejado de luchar por él desde el primer instante, rodeándolo de todo el amor que se merece.

Después de 2 años de puro amor, Brody luce así

Su madre no se cansa de decir que se siente orgullosa de ser la madre de un valiente campeón como Brody.

VER TAMBIÉN:  Los 10 errores más comunes de los padres de familia que hay que evitar a toda costa

Una historia que te conmueve de principio a fin. Las segundas oportunidades para niños como Brody es lo que el mundo necesita. Una gran lección de fe para tantos, especialmente para los que en este caso veían en la interrupción del embarazo como la única solución. Compártelo.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!