Los policías arrestan a una niña con Síndrome de Down frente a su casa en plena Navidad

Emily Richards es una joven con Síndrome de Down que adora todo lo que tiene ver con la policía. Desde muy corta edad quedó encantada con el programa de televisión Coronation Street y desde entonces le hace mucha ilusión escuchar la sirena de los policías y ver las coloridas luces cada vez que pasan a toda velocidad.

En cuanto el Departamento Policial de Yorkshire escuchó sobre la pequeña, comenzaron a preparar una linda sorpresa para ella.

“Después de un año tan difícil queríamos asegurarnos de regalarle una sonrisa a Emily. A veces debemos tomarnos el tiempo de recordar que los sueños se hacen realidad”, dijo un portavoz del Departamento Policial.

El Sargento Gordon Stich se dirigió a la casa de Emily acompañado de dos oficiales más. Fueron con una gran sonrisa en su rostro y no dudaron en encender la sirena para poder brindarle a la pequeña la mejor experiencia posible.

Cuando llegaron a la casa y preguntaron por Emily, ella no cabía en sí de alegría. Quedó completamente boquiabierta y se subió a la patrulla de inmediato. Su sueño de ser “arrestada” finalmente se estaba haciendo realidad.

“Hemos pasado una hermosa tarde asegurándonos de hacer el sueño de Emily realidad. Ver la alegría en su rostro nos recordó cuál es el verdadero sentido de la Navidad”, dijo el Sargento Gordon.

Los oficiales querían darle el mejor regalo de navidad así que todo el tiempo fingieron que la arrestaban pero no le pusieron las esposas para asegurarse de cumplir con las normas de distanciamiento del Covid-19. Este original regalo de navidad resultó muy especial para Emily y para toda su familia.

Cuando ella era muy joven sufrió muchísimas complicaciones por su condición y tuvo que pasar las primeras 7 navidades de su vida en una habitación de hospital. 

Para compensar esto, los padres de Emily se esfuerzan al máximo y no dudan en darle los mejores regalos para que pueda pasar las festividades muy feliz.

“La visita fue fantástica. Ella pasó todo el día muy feliz”, dijo Allison, su madre.

Los Richards son una familia muy unida y encontraron el gesto de los policías realmente conmovedor. Cuando llegó el momento de despedirse, los oficiales le regalaron una placa, una insignia y hasta un casco. Emily posó con la mejor de sus sonrisas para lograr inmortalizar ese alegra momento.

¿Qué opinas de la bonita sorpresa que los policías le brindaron a Emily? No te vayas sin compartir la contagiosa alegría de esta joven.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!