Les diagnostican cáncer y con temor a dejar a sus 5 niños acuden a las redes para pedir ayuda

Como cualquier persona con cáncer lo sabe, un diagnóstico de esta categoría también afecta a los hijos y a los amigos. El cáncer tiene un efecto en los matrimonios y otro tipo de relaciones a largo plazo. Después de un diagnóstico, ambas personas pueden sentir tristeza, ansiedad, dolor y mucha desesperanza.

Steve Thawley y su esposa Sarah son un matrimonio que vive junto a sus cinco hijos en Barnsley, en South Yorkshire, Reino Unido. El núcleo entero vive el drama de un doble diagnóstico de cáncer que les ha trastocado la vida.

Con nueve meses de diferencia, el amoroso padre y la joven madre dieron positivos a la mortal enfermedad. Sarah dio a luz a su quinto hijo, Arthur, en marzo del año pasado, pero ocho semanas después, fue diagnosticada con cáncer de mama en etapa cuatro.

Steve se encargó del cuidado de los niños y acompañó a su mujer en todo el proceso. Sin embargo, tiempo después comenzó a presentar síntomas y problemas al momento de tragar, además de otros inconvenientes que le obligaron a realizarse una endoscopia.

Su médico dijo estar casi cien por ciento seguro de que se trataba de un caso oncológico. Después de varias pruebas realizadas, en diciembre de 2020 se confirmó el resultado adverso. Después de recibir tan infausta noticia, ambos se encuentran batallando por sus vidas.

En ese momento el padre de familia supo que padece de cáncer gástrico, también en etapa cuatro. El 17 de junio, la pareja decidió contraer nupcias, después de que Sarah fuera diagnosticada. Celebraron una íntima ceremonia en su hogar, a pesar del confinamiento por la pandemia de coronavirus.

La gran noticia es que, desde que decidieron unir sus vidas en sagrado matrimonio, las cosas parecen estar mejorando para Sarah y Steve Thawley. La verdad es que, su semblante luce distinto y se ven más llenos de vida que antes.

La familia se unió para lanzar una campaña mediática sobre el caso de ambos padres, y recibir donaciones para poder costear los gastos médicos, pero, además, mantener a los pequeños de la casa.

Hasta este momento han logrado recaudar el equivalente a 16.000 euros.

«Sarah terminó su tratamiento en octubre y su tomografía computarizada mostró una respuesta notable al tratamiento», escribió la familia en la página que abrieron para recibir donaciones.

Al enterarse de lo que estaba ocurriendo, Marina Whitman, una amiga cercana a los Thawley, tuvo la idea de organizar una carrera de media maratón para tratar de ver si podía recaudar algo de dinero para ellos.

“Steve ha sido el entrenador de fútbol de mi hijo durante los últimos cinco años en Hoyland Common Falcons. Ahí es donde también conocí a Sarah, ya que ella venía a los juegos”, reveló. Todo lo que podamos hacer para ayudarlos será increíble», agregó Whitman.

Los efectos del cáncer en las relaciones varían según la cercanía de cada una. Diferentes familias tienen estilos diferentes de comunicación y de enfrentarse a las dificultades. Juntos, Sarah y Steve las están superando con amor. Sin embargo su mayor preocupación son sus hijos, no quieren dejarlos solos.

Si es el caso, considera de qué manera reaccionaría tu familia ante una crisis como el cáncer. Esto te puede ayudar a planificar estrategias para comunicarte asertivamente y pedir ayuda.

Te pedimos compartir esta historia para ayudar a los Thawley a permanecer junto a sus hijos por muchos años más.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!