Le diagnostican “un simple virus” a un niño de 3 años pero padecía una dura enfermedad

La vida tiende a sorprendernos, cada día es incierto, un día te encuentras bien pero al siguiente, no sabes lo que sucederá. Puedes llegar a ser la persona más saludable pero, por desgracia, un día cualquiera puedes enfermarte de la nada. Tristemente, eso fue lo que vivió Ryder Grace.

Ryder Grace, de 3 años de edad, oriundo de Australia, fue llevado a consultas médicas por su madre, Katherine Grace. El pequeño empezaba a mostrar síntomas de malestar, indicios como fiebre y cansancio, que en un principio hicieron que los doctores pensaran que era un simple virus, recetándole ibuprofeno como analgésico.

Pero el malestar continuaba, los síntomas fueron aumentando, de la fiebre pasó a tener dolores en sus articulaciones, siendo mayor su incomodidad, haciendo que despertara en medio de las noches.

Realizaron radiografías y no encontraron nada nuevo. Los médicos pensaron que se trataba de una artritis, aumentaron la dosis del analgésico y empezaron a suministrarle antibióticos, pero no mejoraba. En cambio, aparecieron nuevos malestares, empezó a sufrir de dolores estomacales y de espalda, lo que los médicos atribuyeron a un estreñimiento que los antibióticos estaban ocasionando.

Seguí llevándolo a los médicos, pero solo me decían que se trataba de un virus, que lo llevara a casa y siguiera suministrando el Ibuprofeno, que así mejoraría. Pero nada cambió, él sufría de mucho dolor, le daba Ibuprofeno cada seis horas pero igual despertaba llorando por las noches”, expresó Katherine Grace.

Cansada de ver a su hijo sufrir y que hasta los momentos, ninguno de los médicos le había conseguido una solución al sufrimiento de Ryder, decidió llevarlo a emergencias.

Y fue en ese momento que les dieron la peor noticia de sus vidas. Ryder estaba siendo diagnosticado con cáncer.

VER TAMBIÉN:  El impresionante caso de Basori Lal, un hombre de 50 años de edad que mide 74 centímetros

Mediante un escáner especializado que realizaron por todo su cuerpo, pudieron obtener el diagnóstico y ver qué tan propagado tenía el cáncer. Descubrieron un tumor de seis centímetros en su estómago.

El pequeño sufre un tipo de cáncer llamado Neuroblastoma Metastático, uno de los cánceres infantiles más raros y agresivos. Un cáncer que estaba cubriendo la mayoría de su cuerpecito.

El dolor en el estómago era causado por un tumor de 6 cm. Ryder, pasó de tomar Ibuprofeno cada seis horas a tener un goteo de Morfina. Tiene el cáncer por todo su cuerpo, es tan triste todo esto”, comentó la madre del pequeño.

El pequeño Ryder, empezó su tratamiento, está pasando por quimioterapia, radioterapia e inmunoterapia, con la esperanza de eliminar el cáncer de su organismo, pero son altas las probabilidades de que el cáncer regrese. Para que pudiera resistir todo este tratamiento tuvieron que realizarle un trasplante de médula ósea.

Cuando empezaron el tratamiento de quimioterapia, para la madre de Ryder fueron los peores momentos, haciendo esta historia de terror más traumática. Grace, dice que si hubieran detectado la enfermedad antes, su hijo no estaría sufriendo tanto y la quimioterapia hubiera sido más fácil.

Tuvieron que hacerle un trasplante de médula ósea para asegurarnos que no muriera en el procedimiento. Después de todo, nos sentamos a comer helado para desinflamar las ampollas en la boca que le había salido debido al trasplante y así hacer toda la situación lo más normal posible”, dijo Katherine Grace.

Su madre quiere llevarlo a Estados Unidos para poder suministrarle una vacuna contra el cáncer, la cual solo se consigue en dicho país, ya que este tipo de cáncer es muy raro. La vacuna podría ayudar a su cuerpo a luchar por sí solo, dándole una mejor oportunidad de vida. Puedes colaborar aquí. 

VER TAMBIÉN:  Su bebé nació sin vida y quiso compartir sus fotos para alertar a otras madres

Katherine debe recaudar la suma de 300.000 dólares para poder así viajar a Estados Unidos y obtener la vacuna. Ella asegura que esta es su única opción y tiene hasta la culminación del tratamiento para poder obtener el dinero.

Él ya tiene un montón de efectos secundarios debido al tratamiento. Sus posibilidades de sobrevivir no son buenas. Ryder, es infértil, su crecimiento se ha ralentizado. Quiero hacer todo por él”, expresó su madre.

Katherine está haciendo todo lo posible para que Ryder pase por toda esta experiencia con normalidad. “Él está siendo muy valiente, pero es porque hemos hecho todo para que parezca normal, le decimos que todos tienen que pasar por estas cosas. Todo esto es realmente difícil pero debemos hacerlo por él”.

Karen Alsop, amiga de Katherine y una fotógrafa reconocida de Story Art, ha subastado una fotografía personalizada para ayudar a recaudar dinero y así colaborar con el viaje de Ryder a los Estados Unidos.

Realmente siento mucho lo que está pasando la familia, espero que con la subasta de Story Art, pueda aumentar las expectativas sobre su causa y a su vez bendecir a la persona ganadora de una obra de arte completamente única”, comentó Alsop.

Todos estamos esperanzados de que Ryder salga bien de esta lamentable situación. Este pequeño merece una vida extraordinaria. Él es un gran luchador y tiene a su lado a grandes personas batallando esta lucha con él, mostrándole amor y apoyo cada segundo. Muchos se han sumado a la campaña de GoFundMe para recaudar fondos, pero todavía le falta para llegar a la meta.

Katherine Grace

¡Tú puedes, Ryder! Comparte esta conmovedora historia con tus amigos y donen en esta gran causa.

VER TAMBIÉN:  El nacimiento de este bebé "embarazado" de su hermano gemelo ha desconcertado a todos
¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!