Le amputan los pies y los dedos de las manos por un shock tóxico causado por la copa menstrual

Recientemente falleció una joven de 17 años en Bélgica, Maëlle Hannuy, a causa de un shock tóxico producido por un tampón. Su madre difundió su caso para alertar a otras mujeres a prevenir esta enfermedad que suele ser confundida y diagnosticada tardíamente.

Enlaces patrocinados

Cuando su hija presentó los primeros síntomas le diagnosticaron de forma errada un trastorno gastrointestinal, en menos de 48 horas había fallecido a pesar de que cinco horas después de su malestar fue vista por un médico.

“Mi hija conocía el peligro y estaba doblemente vigilante. Por favor queridas niñas, queridas damas, tomen las medidas de precaución necesarias para evitar más tragedias”, dijo Lauren Hanny, madre de la adolescente fallecida.

Ahora se suma el caso de Sandrine Graneau, una mujer de 36 años de Francia que resultó afectada por shock tóxico.

Aunque no tuvo el mismo fatal desenlace que Maëlle sufrió daños irreversibles. Le amputaron los pies y los dedos de las manos tras complicaciones causadas por el uso de la copa menstrual. Un medio de comunicación local, el medio de comunicación francés Le Parisien, difundió su caso.

Sandrine, enfermera y madre de tres hijos, comenzó a utilizar la copa menstrual en abril del año pasado, resalta que una noche comenzó a sentir dolores leves pero que después aumentaron la intensidad.

Acudió al hospital y los médicos le dijeron que se trataba de cálculos renales, le dieron el alta, pero el día siguiente regresó en ambulancia tras sufrir una baja de presión arterial.

Enlaces patrocinados

Los médicos le diagnosticaron shock tóxico y tuvieron que amputarle ambos pies y los dedos de las manos mientras permaneció ingresada tres semanas en la unidad de cuidados intensivos.

Ahora Sandrine advierte a todas las mujeres a investigar antes de utilizar cualquiera de estos productos.

“Cuando escucho que la infección está relacionada con un mal uso de copas y tampones por parte de las mujeres, me desanima, porque la información varía”, dijo la mujer.

Asimismo, reclama que en las instrucciones de este producto señalan que se puede usar la copa menstrual durante 4,6,8 o hasta 12 horas, pero no se indica un tiempo preciso.

Tras su traumático episodio, decidió crear una fundación llamada “Dans mes baskets”, para dar a conocer esta grave enfermedad y sobre todo, informar que además de los tampones, las copas menstruales también la pueden causar.

Enlaces patrocinados

La copa menstrual es un recipiente que se introduce en la vagina y recoge la sangre del período menstrual antes de que esta salga. Generalmente el producto está fabricado en silicón quirúrgico y reusable.

En las instrucciones de uso, recomiendan que dependiendo de la abundancia del flujo se puede usar durante doce horas seguidas. Sin embargo, Sandrine alega que no son claras las indicaciones y lucha porque sean reguladas.

Desconoce cuánto tiempo tuvo puesta la copa menstrual cuando desarrolló el shock tóxico, también pudo haber influido la higiene y el material del que estaba hecha.

En algunos casos, comercializan “copas menstruales piratas” que son más baratas y están fabricadas por materiales dañinos y antihigiénicos causando graves problemas de salud.

Enlaces patrocinados

Actualmente no existe ningún estudio que declare el uso de la copa menstrual como un riesgo de sufrir shock tóxico, los diagnósticos están asociados a otras causas que coinciden con el uso de este producto.

¿Qué es el síndrome de shock tóxico?

El síndrome de shock tóxico es una complicación que surge por infecciones bacterianas que pueden ser potencialmente mortales. En la mayoría de los casos se produce por las toxinas generadas por la bacteria Staphylococcus aureus (estafilococo).

Esta afección está relacionada al uso de tampones superabsorbentes, aunque desde que los fabricantes lanzaron al mercado diversos tipos de tampones ha disminuido la incidencia de mujeres que contraen el síndrome de shock tóxico.

Enlaces patrocinados

Los síntomas son fiebre alta repentina, presión arterial baja, vómitos, diarrea, erupciones cutáneas similares a las quemaduras del sol especialmente en las palmas de las manos y las plantas de los pies.

También causa confusión, desmayos, dolores musculares y fatiga.

¿Cómo reducir el riesgo de contraer el Síndrome de Shock Tóxico?

Se recomienda cambiar el tampón o copa menstrual al menos tres veces al día, y esta última debe ser lavada cada vez que se extrae.

Es importante lavarse bien las manos antes y después de cada cambio de tampón o cada vez que se vacíe y lave la copa menstrual.

Durante los días de la menstruación alternar el uso de tampones o copa menstrual con compresas convencionales.

Enlaces patrocinados

Otra de las medidas preventivas es evitar los tampones de alta absorción, si el flujo menstrual es muy abundante habría que reemplazarlos cada dos horas.

Si al extraer el tampón han quedado áreas blancas, habría que variar el uso durante el ciclo según el flujo menstrual desde más a menos absorbentes.

Es extremadamente importante recordar retirar el último tampón usado en el ciclo menstrual, en caso de olvidarlo puede producirse una infección letal. Hay mujeres que olvidan retirar el tampón antes de reemplazarlo.

Durante la noche es mejor usar compresas para prevenir infecciones.

En caso de haber sufrido una infección o Síndrome de Shock Tóxico lo mejor es no volver a usar ni tampones ni copas menstruales porque es probable que reincida la enfermedad meses después.

Por favor, compartir esta información puede salvar una vida, o a una mujer de sufrir una tragedia con la de Sandrine, así que no te vayas sin hacerlo.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!