Un joven de 24 años fabrica un auto con basura para que discapacitados puedan movilizarse

Este joven tuvo una iniciativa extraordinaria, fabricó un auto usando basura que funciona con energía solar.

Emmanuel Alieu Mansaray es un estudiante universitario de Sierra Leona, África, que diseñó un auto totalmente sostenible y que fabricó con los desechos que él mismo recolectó.

Durante tres años, Emmanuel trabajó duro para llevar a cabo su proyecto y construir un automóvil que puede desplazarse a una velocidad de 15 kilómetros por hora.

Sobre el auto hay un panel solar y tiene un motor que desarrolló Emmanuel, puede desplazarse hacia adelante y hacia atrás. Utilizó los colores característicos de su país, Sierra Leona, verde, blanco y azul, para demostrar el amor que siente por su región a través de su trabajo.

En Sierra Leona, la contaminación es un problema muy preocupante, es el decimoséptimo país más vulnerable del mundo en cuanto a la contaminación del aire. Así que es una prioridad contar con iniciativas como esta.

Es imperativo que los ciudadanos de esa nación cuenten con medios de transporte ecológicos, que tengan un bajo impacto para el ambiente.

La mayoría de la población de este país africano vive en condiciones precarias, en las zonas rurales, no tienen acceso a los servicios públicos y emplean carbón vegetal o madera para cocinar.

Esta práctica, aumenta la cantidad de dióxido de carbono en el ambiente causando como consecuencia problemas de salud en los ciudadanos por el alto nivel de contaminación del aire.

El auto creado por Emmanuel, llamado “Imagination Car” es una solución a la problemática que afecta al país.

“Disponer de un auto solar ‘Imagination Car’, usa energía solar para funcionar, eso hará que la atmósfera sea más limpia, reduciendo así el riesgo de las peligrosas emisiones de gases que han causado afecciones a miles de personas de todo el mundo”, dijo Emmanuel en una entrevista para un medio de comunicación local.

Asimismo, explicó la ventaja de este auto para las personas con discapacidad que tienen dificultades para desplazarse.

“Algunas personas discapacitadas tienen autos que no pueden conducir a menos que tengan a personas que se los conduzcan, porque sus pies no llegan al embrague, el freno y el acelerador, lo que supone un reto”, dijo Emmanuel.

El “Imagination Car” tiene todas las funciones instaladas en la dirección, incluyendo el embrague, el freno y el acelerador.

Prácticamente todo puede controlarse desde la dirección, así que cualquier persona discapacitada puede conducir este auto.

Emmanuel demostró que los desechos en muchos casos pueden convertirse en algo muy valioso.

El joven se describe como un inventor autodidacta, le apasiona crear e innovar ofreciendo soluciones a los problemas que más afectan a la sociedad. Él estudia en Fourah Bay College, en la universidad de Sierra Leona, cursa una licenciatura en geología, aunque reconoce que su objetivo es que el auto que creó sea lanzado al mercado.

Su sueño es que el auto “Imagination Car” pueda mejorar la calidad de vida de mucha gente no solamente en su país sino en otras latitudes. Confía en que puede ser lanzado al mercado e impulsar la economía de Sierra Leona generando fuentes de trabajo a muchísimos ciudadanos y mejorando los niveles de la contaminación.

Es admirable que un joven estudiante haya tenido la iniciativa de trabajar durante 3 años para crear este auto que ofrece una alternativa ecológica, con beneficios para el ambiente, además, una opción sustentable para trasladarse que reduce la contaminación y, una opción económica para las personas más vulnerables.

El “Imagination Car”, es un invento muy exitoso que merece ser replicado para que todos los ciudadanos tengan acceso a la posibilidad de tener su propio auto. Emmanuel quiere seguir creando soluciones que además de cambiar vidas, cuiden nuestro planeta.