Le pone un micrófono a su hijo durante la práctica de Hockey y el resultado se vuelve viral

Todos sabemos que los niños tienen muchísima creatividad y suelen decir las cosas más extrañas y graciosas. Pero ahora, Jeremy Rupke ha encontrado una divertida manera de comprobarlo y el resultado se ha vuelto completamente viral. Jeremy es entrenador de hockey y su hijo Mason suele ir a muchas prácticas.

Jeremy y su hijo viven en la ciudad de Hunstville en Ontario, Canadá.

Jeremy siempre pensó que su hijo hacía cosas muy graciosas durante la práctica y sentía mucha curiosidad por saber qué rayos era lo que pensaba en esos momentos en los que simplemente parecía desconectado del juego. Ahora tiene la respuesta a todas estas preguntas. En una de las prácticas Jeremy puso un micrófono en su hijo y compartió el gracioso resultado a través de las redes.

“Le puse un micrófono a mi hijo para entender finalmente qué rayos es lo que hace cuando está en la cancha. El resultado fue… interesante”.

El video tiene una duración de tan solo 6 minutos pero desde el comienzo el ingenioso Mason no para de tener todo tipo de ocurrencias. A veces se concentra en la práctica tratando de patinar lo mejor posible, después se cae. En ocasiones intenta jugar con otros de sus compañeros o simplemente se pone a discutir con algún ser imaginario.

“Déjame ir, viejo Gordo”.

Cada vez que se cae el pequeño Mason lo toma con mucha calma. Pero en una ocasión parece que no logra volver a levantarse así que simplemente decide quedarse un rato en el suelo mientras juega y da graciosas vueltas.

“Puedo gateaaaaar”.

Cuando parece demasiado cansado de sus constantes caídas en el suelo, Mason no teme simplemente quedarse allí a tomar un merecido descanso.

“Voy a tomar una siesta”.

Pero si hay algo que lo ayuda a mantenerse positivo es pensar que después de las duras horas de práctica le pedirá a su padre que lo lleve a comer algo delicioso en “BaDonalds”.

Mason cumplió recientemente cuatro años de edad.

Minutos después Mason logra retomar sus fuerzas y se desplaza tranquilamente por la cancha hasta que se da cuenta de que se encuentra en el lugar incorrecto.

“No soy parte de este equipo”.

Inspire More

El vídeo no tardó en hacerse viral. Muchas personas aseguran sentirse completamente identificadas con los graciosos comentarios del pequeño Mason.

“’No soy parte de este equipo’. Eso es lo que yo pienso todos los días en el trabajo”.

No hay duda de que este adorable y original niño da lo mejor de sí en sus prácticas y quizás hasta tenga algún futuro como exitoso comediante.

No te vayas sin compartir este gracioso video que alegrará el día de muchos.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!