Le da su tarjeta bancaria y su contraseña al hombre sin hogar que le pidió ayuda mientras comía

Vivir en las calles es una experiencia muy dura y muchos deben resignarse a pedir ayuda a las personas que pasan a su lado para poder tener comida y abrigo. Jack Fada de Newcastle, Inglaterra. Se encontraba tomando un descanso de su trabajo en un bar cuando vio algo muy conmovedor y decidió compartirlo con el mundo.

Jack Fada trabaja como albañil de construcción.

Un hombre estaba comiendo en las mesas de afuera del Bar y Restaurante Harry en la calle Grey. Cuando se encuentran en la mitad de su comida un joven sin hogar se acerca a él. En el vídeo no se puede escuchar bien lo que dice, pero todo indica que está pidiendo un poco de dinero.

En las redes identificaron al hombre sin hogar como “Colin”.

El hombre que está comiendo no tenía efectivo, pero no está dispuesto a dejar ir a Colin sin ayudarlo un poco. En lugar de hacer como la mayoría que simplemente lo despedirían con un gesto, el cliente del restaurante saca una tarjeta del banco y se la da a Colin con los datos de su clave para que vaya al cajero más cercano y obtenga un poco de efectivo.

“Le dio su tarjeta del banco, su número de PIN y le dijo que sacara 20 dólares”.

Lo más impresionante, es que unos minutos después Colin regresa y le entrega al amable hombre su tarjeta. Personas de la zona aseguran que hay una máquina ATM al otro lado de la calle y a tan sólo unos minutos de distancia.

Colin también entregó el recibo del cajero con el que comprueba que retiró sólo los 20 dólares prometidos.

Ambos se dan la mano y Colin agradece con todo su corazón la gran confianza que depositaron en él para poder ayudarlo. Jack publicó el video las redes sociales y lo acompañó con unas conmovedoras palabras demostrando lo orgulloso que estaba de que algo tan bonito sucediera en su ciudad.

“No se atrevan a decirme que Newcastle no es el mejor lugar de la tierra”.

Daily Mail

El vídeo no tardó en hacerse viral y cientos de personas han comentado lo mucho que les afectó ver que todavía hay gente capaz de confiar y ayudar a los más necesitados.

“Ha renovado mi fe en la humanidad después de ver que tantas cosas malas suceden en cada rincón”.

Celebramos el bonito gesto de este hombre cuyo nombre todavía no ha sido revelado a las redes. Supo tratar con cariño y confianza a alguien que valorará al máximo su ayuda.

Comparte esta bonita historia para ayudar a crear conciencia sobre lo mucho que un pequeño gesto de ayuda puede significar para alguien más.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!