La inspiradora historia que hay detrás de la foto viral de la graduación de la joven indígena

“Lo lograste hija” se podía leer en el papel del ramo de flores que sostenía una mujer ataviada con un traje típico de una comunidad indígena, es de “Mesa de la Gloria”. En la imagen posaba orgullosa junto a su esposo durante la celebración de la graduación de su hija.

Desde que la foto se publicó en Facebook captó la atención de miles de personas que se sintieron conmovidas por el gesto de los padres y querían saber más acerca de esta historia.

Finalmente podemos conocer a los protagonistas de la emotiva escena, los orgullosos padres son Alfredo Soto Salvador, agricultor, y Cristina Salvador Solis, ama de casa.

A pesar de tener escasos recursos económicos motivaron a sus 12 hijos a salir adelante y vencer las adversidades. Nora Soto Salvador es uno de ellos, tiene 24 años y se graduó como Ingeniero Industrial en el Instituto Tecnológico de Durango.

Cuando Nora cumplió 13 años tuvo que abandonar su hogar para poder estudiar la secundaria, vivió con su madrina quien la apoyó en todo el proceso junto a sus padres. No se vio obligada a pedir ayuda económica para pagar los gastos de sus estudios, vendía pan, servilletas tejidas y otros artículos.

Su padre estuvo en la cárcel injustamente durante 8 años, fue una época realmente difícil para su madre porque debía luchar sola por mantener a todos sus hijos. Nora dijo que no sufrió una completa ausencia de su padre porque le hacía llamadas con frecuencia mientras cumplía su condena.

Recuerda que su madre le decía: “Échale ganas mija, tú puedes”.

VER TAMBIÉN:  Nunca pensé que un perro haría llorar a la persona que lo está rescantando ¡Esto es amor!

Relató que en su comunidad generalmente el rol de la mujer era asociado solo a la maternidad y actividades del hogar, y agradece que sus padres no tuvieran ese concepto permitiéndole prepararse profesionalmente para lograr sus sueños.

Crecer en una comunidad indígena no fue fácil para ella, comentó que tenía temor al salir de su casa por los prejuicios de la gente. “Me decían burra, india, tú no sabes nada”.

Tuvo que enfrentarse a actos de discriminación y racismo.

“Al salir de mi casa tenía miedo de cómo me iba a mirar la gente. Llegaba a un lugar y me veían feo”.

A pesar de las adversidades Nora salió adelante y hoy ve el resultado de un logro que le costó mucho esfuerzo. Ahora tiene la oportunidad de estudiar un postgrado en Canadá y seguir formándose profesionalmente.

Nora fue beneficiada con el programa de Incorporación de Mujeres Indígenas a Posgrados para el Fortalecimiento Regional y podrá hacer estudios superiores en Canadá.

Sueña con tener su propia empresa y ayudar a su comunidad. Su historia de superación ha conmovido a millones de personas alrededor del mundo después de que su foto causara revuelo en las redes.

Debate

Nora es un ejemplo de cómo superar las adversidades y de que no hay nada imposible. ¡Compártelo!

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!