Una joven le da sus zapatillas deportivas a una mujer indígena que iba descalza

Cada día se presenta la oportunidad de tener un gesto solidario con alguien que lo necesite, solo basta mirar a nuestro alrededor para estar atentos a quienes tenemos cerca.
A veces un simple gesto puede cambiar por completo la vida de una persona o aliviar su dolor.

En otros casos, se pueden realizar actos de nobleza que, aunque impliquen grandes costos o sacrificios se verán recompensados en la esperanza de quien los recibe.

En un vagón del metro de la Ciudad de México, un transeúnte decidió grabar con su teléfono móvil cómo una joven se despojó de sus zapatillas deportivas para regalárselas a una mujer indígena que estaba descalza.

Cuando vio a la mujer sin zapatos con su bebé en brazos no pudo evitar sensibilizarse con su situación y no dudó en regalarle las zapatillas que tenía puestas.

Hasta el momento se han conocido detalles de las protagonistas de la grabación, ni el día ni la estación donde ocurrió el hecho que está conmoviendo a miles de personas.

En el vídeo se aprecia cómo la mujer de origen indígena sostiene a su bebé en brazos cuando la joven la detiene mientras empieza a despojarse de sus zapatillas deportivas de color blanco.

De inmediato se los entrega para que ella se los ponga, la madre se ve realmente feliz y complacida por la acción de la joven que le regaló sus zapatos.

A pesar de que no se conoce la identidad de la solidaria joven que quiso mejorar la calidad de vida de la mujer que transitaba descalza por las calles, se ha ganado la admiración de muchos.

Desde que el vídeo se difundió en las redes sociales ha generado miles de reacciones. “Ese acto solidario nos demuestra que todavía quedan personas de corazón noble en el mundo”, dijo uno de los usuarios.

Muchas personas han visto las escenas de aquel gesto solidario que seguramente esa humilde madre jamás podrá olvidar. Tenía los pies muy maltratados por caminar durante largos períodos de tiempo cada día sin calzado.

El vídeo ha alcanzado más de 5,2 millones de reproducciones.

Diversos medios de comunicación han hecho eco del acto solidario de la joven ataviada con ropa de color blanco, uno de ellos asegura que debería recibir un reconocimiento como la “ciudadana del año”.

“Qué buen ejemplo para todos, aún queda gente buena entre tanta porquería”, dijo uno de los usuarios que comentó la publicación. Es un compromiso de todos difundir y promover las buenas acciones para lograr ese mundo respetuoso, tolerante y solidario que tanto soñamos.

No te vayas sin compartir este vídeo viral que ha llegado al corazón de tanta gente.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!