Graban a la mujer que regaló su única comida a desconocidos y un cantante le transforma su casa

La vida puede ser muy dura con algunas personas desfavorecidas que viven en la miseria. Y es más doloroso aún cuando se trata de adultos mayores, a quienes la sociedad y su familia, los ha arrinconado como un desperdicio, pagándoles del peor modo.

Pero incluso en medio de la precariedad y el desamparo, son justamente esas personas, las que menos tienen, quienes sorprenden al mundo con lecciones heroicas de generosidad, dando mucho más que aquellos a los que les sobra el dinero.

Una humilde mujer dominicana de 77 años, conocida como doña Numa, se hizo viral en abril de 2020, después de que les regalara toda su comida a unos jóvenes que la visitaron en su vivienda, que se caía en pedazos.

«Miren que no hay nada nuevo, pero ustedes son mis hermanos, y todo es para ustedes», les dijo la mujer.

El rapero urbano Santiago Matías se enteró del gesto de la mujer, lo viralizó en las redes, y se puso en marcha para ayudarla. Todo quedó recogido en un video que dio la vuelta al mundo:

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Santiago Matias (@santiagomatias)

La historia de doña Numa también llegó a oídos del famoso cantante boricua de sangre dominicana, Ozuna, que tocó su corazón profundamente.

A través de Santiago Matías, se unió a una conocida plataforma de crowdfunding para ayudas sociales, Jompéame, para construirle una nueva casa a la mujer.

Jompeame es la primera plataforma de recaudación en línea para causas sociales en República Dominicana.

«Jompéame significa llevar esperanza, apoyo, y el sentir que no estás solo en tus momentos difíciles, pues cuentas con cientos de personas que se han sumado a esta misión, formando una gran familia que hace la diferencia», dijo Katherine Motyka, CEO de Jompeame.

Gracias a la intervención directa de Ozuna, que tiene más de 20 millones de seguidores en sus redes, cumplir el sueño de doña Numa se logró en un abrir y cerrar de ojos.

Ella no tenía idea que su genuino gesto de generosidad con unos jóvenes desconocidos, terminaría en la mejor recompensa de su vida.

Según el video del antes y el después que difundió Jompéame, a Doña Uma le construyeron una vivienda segura de bloques.

Además, le colocaron una cisterna, tinaco y paneles solares, nevera llena de alimentos, cocina, comedor, camas, colchones, lavadora y ventiladores.

«¡Qué hermoso es verla sonreír! Aún en medio de la precariedad, esta ancianita amorosa nos demostró que la generosidad es lo más importante💛 Fue así como pudimos cambiar su vida», se lee junto al emotivo video:

 

View this post on Instagram

 

A post shared by jompeame.com (@jompeame)

También informaron que otros voluntarios se sumaron para brindarle atención médica, y alimentación especial.

En lo que respecta a doña Numa, solo basta ver su cara de felicidad y sus palabras de gratitud para entender que muchas veces damos por sentadas cosas que para otros son un lujo.

«De mi nueva casa me gusta todo, todo es nuevo y todo lo nuevo huele», dijo emocionada.

«Ahora es que nosotros vamos a gozar, ahora voy a dormir bien, ayayay mi camaaa… Me desvelo por mi cocina, pero digo por lo menos ya no voy a coger tanto humo», agrega.

Estas historias son las que merecen hacerse virales, nos demuestran que todavía hay esperanzas en la humanidad y que si obramos el bien la vida se encarga de premiarnos en el momento menos pensado. ¡Comparte!