Retrasa la quimioterapia que necesitaba para salvar a su bebé y muere 4 años después

Cuando Gemma Nuttal estaba embarazada de 16 semanas fue diagnosticada con una grave enfermedad. Una ecografía reveló que tenía un agresivo cáncer en sus ovarios y que requería recibir tratamiento de inmediato.

Pero para ser sometida a las sesiones de quimioterapia que necesitaba comprometía la vida de su bebé, los médicos le dijeron que debía interrumpir el embarazo así que ella se negó rotundamente a recibir el tratamiento.

Decidió esperar hasta el parto para comenzar la lucha contra el cáncer, afortunadamente la bebé logró sobrevivir, tiene cuatro años, pero lamentablemente Gemma perdió la batalla.

La madre británica de 34 años murió cinco años después de recibir el devastador diagnóstico. De acuerdo con la información de la Asociación Estadounidense de Cáncer, el de ovario es la quinta causa de muerte entre las mujeres sobre todo en aquellas mayores de 63 años y que en la mayoría de los casos solo se diagnostica cuando está en la etapa más avanzada.

Este tipo de cáncer no se detecta con un examen de rutina ni con un Papanicolau, por eso es tan importante que las mujeres que tengan antecedentes familiares o algún factor de riesgo lo comuniquen a su médico.

Gemma recibió quimioterapia y radioterapia, durante un año logró estar libre de cáncer, pero lamentablemente reapareció en su cerebro y después en sus pulmones.

Durante su enfermedad muchas personas se solidarizaron para ayudarla con su tratamiento, desde que se hizo conocida en los medios de comunicación su historia la atriz Kate Winslet decidió colaborar con ella.

La actriz había perdido a su madre por la misma enfermedad, quiso hacer lo posible para que Gemma recibiera un innovador tratamiento de inmunoterapia en una clínica de Alemania.

VER TAMBIÉN:  Una mujer del staff de Katy Perry la demandó tras perder un dedo durante su show

Perdí a mi propia madre con cáncer de ovario, al mismo tiempo conocí la campaña de Gemma y mi corazón se rompió al pensar que esa mujer tan joven estaba a años luz de recibir ese tratamiento si esperaba a que fuera pagado por el servicio nacional de salud del Reino Unido”, dijo Kate.

Así que se comunicó con su amigo Leonardo Di Caprio para ofrecer una cita en una gala en Francia con los protagonistas de Titanic, lograron recaudar más de un millón de dólares para ayudarla a ella y a otras personas. En un programa de televisión en vivo Kate le dio la noticia a Gemma.

“Gracias por tu esfuerzo y por permitirme tener el tratamiento que necesitaba. Me salvaron la vida”, dijo Gemma mientras lloraba.

Lamentablemente el destino la sorprendió con una recaída y no pudo sobrevivir. Helen Sproates, madre de Gemma, escribió en su perfil de Facebook:

“Con el corazón destrozado debo decir que mi hermosa guerrera perdió la batalla esta mañana. Luchamos muy duro pero no pudimos hacerlo más”.

El funeral se realizará a finales de este mes, Helen creó una fundación con el nombre de su hija para ayudar a que otros pacientes del Reino Unido puedan recibir inmunoterapia.

Daily Mail

Su pequeña hija estará muy orgullosa de haber tenido a una madre tan amorosa y valiente, su recuerdo la acompañará cada día y su legado ha inspirado a muchas personas. Comparte esta emotiva historia.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!