Finalmente encuentra unos padres que la quieran y se convierte en la nueva «Bebé Gerber»

¿Quién no ha visto los hermosos rostros de niños en los productos Gerber? Con el pasar del tiempo la empresa ha cambiado su enfoque y parámetros de elección haciéndolos más inclusivos. La bebé estadounidense seleccionada este año, es una excelente muestra de ello.

Se trata de una tradición de deviene de 1928 cuando se tomó como imagen el retrato de Ann Turner Cook, quien actualmente cuenta con 93 años.

Pero a partir de 2010, se empezó la elección anual de los nuevos bebés, y en 2018 y 2019 se dio apertura a la diversidad con la elección de Lucas Warren, con síndrome de Down; y de Kairi Yang, primer bebé de ascendencia hmong, respectivamente.

En 2020 la empresa Gerber lanzó su acostumbrado concurso internacional para escoger al niño que será durante todo un año la imagen de sus productos. Y en la décima edición participaron 327.000 fotografías de tiernos concursantes de todo el mundo.

La afortunada ganadora de este año fue Magnolia Earl, una hermosa y alegre niña afroamericana que cumplió un añito de edad el 09 de mayo, y es la amada hija adoptiva del matrimonio formado por Courtney y Russell Earl de Ross, California.

Los padres de Magnolia rebosaban de felicidad por el triunfo de su pequeña, y recibieron el premio obtenido: 25.000 dólares, 1.000 dólares en ropa de niños de Gerber, 1.000 dólares de Walmart, teléfonos con un año de servicio gratuito e ilimitado de Verizon. Y ser la imagen para efectos mercadológicos y de redes sociales de la empresa.

“La adopción es increíblemente especial para la historia de nuestra familia. Ganar el casting de fotos es una oportunidad para contar la historia de Magnolia y aclarar todas las bellas y diferentes formas en que las familias fueron hechas”, dijo la orgullosa madre adoptiva.

Los Earl tiene otras dos hijas adoptadas: Whitney, de 12 años; y Charlotte, de 8, ambas están felices de que su hermanita haya ganado el concurso, y no dejan de expresarle todo el amor y cariño que sienten por ella desde que llegó a sus vidas.

La familia actual de Magnolia mantiene buenas relaciones con los padres biológicos, y cuando supieron el resultado del concurso se comunicaron de inmediato para informarles del logro de la pequeña. Y siempre reconocen que ellos han sido los que le dieron la vida a la personita que ahora aman tanto.

Los representantes de la empresa vieron en Magnolia la mejor opción por la alegría y felicidad que refleja la niña, especialmente en momentos como los que se viven con la pandemia, donde todas las personas han tendido que permanecer más aisladas que nunca.

“La expresión alegre de Magnolia, su sonrisa juguetona y su mirada cálida y cautivadora captaron nuestra atención de inmediato. ¡Su personalidad alegre brilló y derritió los corazones de los jueces, y estamos seguros de que derretirá el suyo también!”, expresó Kelly Schneider, portavoz de Gerber.

Sin duda que Magnolia tiene nuevos motivos para celebrar, además de ser amada por toda su familia, su risueña carita estará en todos los envases de los productos Gerber que use cada niño en el mundo entero. ¡Bien por ti, pequeña! La vida te sonríe.

No dejes de compartir esta hermosa historia con todos tus amigos, y valoremos las cosas realmente importantes de la vida.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!