Famoso peluquero se detiene ante un hombre sin hogar para ayudarlo con lo que mejor sabe hacer

El destino de muchas personas sin hogar en las calles, amenaza con ser la situación más dura e inhumana. Tristemente, la vida no nos trata a todos por igual, y por la razón que fuere, muchos terminan presos de la soledad, el frío, el hambre, a la espera de que almas bondadosas tengan compasión.

Pero además de la terrible condición que supone la pobreza sin tener un techo, también está el derrumbamiento psicológico al que lleva la vida de la calle, llevándoles a despreocuparse por su apariencia y a no quererse a sí mismos.

En Turquía abundan las personas y los animales sin hogar

Sin embargo, asimismo a este país le caracteriza la compasión humana y se cuentan por miles los gestos con los más necesitados.

Así como sucedió con un famoso peluquero, Anil Cakmak, dueño de la barbería «The Chuck Muck», quien al conocer la historia de un mendigo, decidió no pasar de largo y ayudarlo como él podía.

El vagabundo, de nombre, Hayri, era muy conocido en la zona, y Anil cuenta que el hombre lo visitaba en su local, ni siquiera para pedir dinero. Sólo buscaba una taza de café, té o agua para calentarse en el invierno, y él se lo daba.

En alguna ocasión, lo vio tan descuidado físicamente, como si ya nada le importara, que le ofreció hacerle un buen corte de cabello, pero el rudo hombre no hacía más que resistirse y se marchaba.

«Él ya es es de los nuestros», dijo Anil sobre la relación que mantenía con Hayri.

El hombre vivía así sus días, en la soledad de la calle, y sin familia, con la poca ayuda que Anil le daba cada vez que podía. Hasta que el pasado mes de enero, el peluquero lo convenció para regalarle una afeitada, un tratamiento facial y un corte de cabello, ya que no lo había recibido durante años. Además de ropa nueva.

Hayri estaba a punto de convertirse en una celebridad tras decidirse a un radical cambio de imagen

Anil fue a buscarlo en su esquina de siempre y lo llevó a su local para proceder con el corte, mientras alguien lo grababa todo. 

El joven peluquero estaba realmente feliz de lo que estaba a punto de obrar con sus manos en esa espesa barba y ese cabello enmarañado sin ser tocado en tanto tiempo.

«Lo siento por tener mi pelo así», le dice el hombre avergonzado. «No te preocupes, está bien», le responde Anil.

Aunque después confesó que la experiencia de trabajar en un cabello así fue realmente dura, pero primero estaba el amor.

Procedió a lavarle el cabello con infinito amor y paciencia.

y luego le hizo un corte muy estilizado, con todas las técnicas y cuidados que utiliza con sus clientes.

Siguió con la barba, mientras Hayri no podía creer en el cambio que iba adquiriendo su aspecto poco a poco.

Prosiguió con el tratamiento facial

Y le dio el toque final… ¡Asombroso!

El video de la grandiosa transformación de Hayri no tardó en hacerse viral con 22 millones de reproducciones

«Si no puedes cambiar el mundo, al menos cambia el mundo de alguien», dice Anil junto al video que le ha ganado millones de aplausos. «No se trata de cuánto das, se trata de dar todo lo que tú puedas».

Después contó que próximamente hará 2 videos, uno acompañando a Hayri de compras y otro haciéndole un masaje.

No te vayas sin compartir el bonito gesto de este peluquero y la grandiosa transformación de este hombre, que seguramente ahora se querrá más a sí mismo, y tendrá ganas de seguir luchando por mejorar su condición. Todo gracias a un pequeño acto de amor.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!