Despierta la ira de sus vecinos al pintar por completo la fachada de su casa

Un joven ha hecho que sus vecinos se sientan muy incómodos con su decisión de pintar la casa absolutamente rosada. No se trata de un color rosa crema o pálido, sino un fuerte rosado que pocos podrían imaginar como el color ideal para una gran fachada.

Emilio vive en la ciudad de Pflugerville en Texas.

Emilio Rodriguez llegó al vecindario cuando compró la casa en noviembre del año pasado. Desde entonces supo que quería darle un toque muy personal para que la casa reflejara su personalidad creativa, así que no dudó un segundo en atreverse a experimentar un poco y salirse de los colores más convencionales.

Mientras que muchos vecinos rechazan el nuevo color de la casa, otros han defendido a Emilio.

Emilio ha pasado casi toda su vida en una silla de ruedas. Cuando tenía 4 años sufrió un accidente automovilístico y por poco pierde la vida. Su condición era muy delicada y hasta sus años de adolescencia se vio obligado a recibir docenas de cirugías.

Emilio incluso quiere pintar su silla de ruedas de colo rosado.

Desde entonces vive completamente paralizado de las caderas para abajo, pero se niega a dejar que esto lo defina. Una de las cosas que lo ayuda a vivir de esa manera es utilizar al máximo la creatividad.

“Cuando tengo que enfrentar algún procedimiento médico miro mi casa rosada y me siento mucho más calmado”.

A pesar de que la casa ya es notoriamente rosada, el joven quiere llevar las cosas mucho más lejos y todavía tiene grandes planes para asegurarse de que absolutamente todos los muebles y los objetos se vuelvan completamente rosas.

“Quiero que los pasillos también sean rosados. Quitaré todo el césped para poner bloques rosas y me aseguraré de que los bombillos irradien luz rosada. En el futuro también quiero comprar un auto del mismo color”.

Fox Austin

Su particular visión no ha sido para nada del agrado de la mayoría de sus vecinos. Muchos han tratado de convencerlo que hace que el vecindario pierda su valor pero Emilio está convencido de que se encuentra en su completo derecho de poder pintar su casa del color que lo haga sentir mejor.

“Incluso si llegaran formación alguna Asociación de Propietarios de la Zona sé que me encuentro en todo mi derecho. Investigué muy bien antes de pintar la casa”.

La casa ha despertado la curiosidad de muchas personas. Muchos manejan hasta su portal sólo para comprobar que realmente haya una casa tan particular y llamativa. Sin lugar a dudas, la fachada de Emilio seguirá dando mucho de que hablar.

¿Te imaginas vivir junto a una casa tan llamativa? Comparte esta historia y cuéntanos tu opinión sobre la decisión de Emilio.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!