Embarazada de 21 años muere antes de tiempo sin que pudiera abrazar a la bebé que tanto esperó

No puede haber mayor alegría para una mujer como el momento en que se entera de que se convertirá en madre. Enseguida, un mar de ilusiones y sueños se apoderan de nosotros y no vemos el día en que finalmente podamos abrazar a nuestro bebé.

Era lo que pasaba por la mente de la a futura mamá de 21 años, Samantha Thomas, de Meir, Staffordshire (Inglaterra)

Todos los que la conocían aseguraron que Sammy «contaba los días para conocer a su hija», Zara. Pero el destino la sorprendió con una horrible tragedia arrebatándole la vida sin siquiera poder abrazarla, algo que tanto esperó.

Cuando estaba a pocas semanas de dar a luz, de repente empezó con dolores en el pecho. Aunque vivía con su pareja y padre de la pequeña, Patrick Ratcliffe, en ese momento estaba sola.

Así que llamó a los servicios de Emergencias, y fue trasladada de inmediato al Hospital Royal Stoke University.

Inmediatamente, los médicos se dispusieron a salvarle la vida a ella y a la bebé en camino practicándole una cesárea de emergencia.

Pero en pleno proceso, cuando los doctores confiaban en que lo lograrían, fue declarada muerta a las 7 de la mañana del pasado 2 de abril, por un posible ataque al corazón.

Sammy se marchó antes de tiempo sin abrazar a su bebé dejando a todos devastados

Patrick acudió a las redes para compartir su dolor

«Mis 2 hermosas chicas. No sé qué voy a hacer sin ti Sammy, fuiste tan perfecta ¡Me aseguraré de que nuestra niña nunca se olvide de lo perfecta que era su madre», escribió en una emotiva despedida.

También abrió una página en honor a Sammy, llamada Zaras´s Beautiful Mummy para que todos sus amigos y familia puedan rendirle el homenaje que merece.

«¡Te extraño todos los días, Sammy, te amo con cada parte de mi cuerpo! Fuiste perfecta de pies a cabeza … ¡Zara, tu mamá, solía ir al cine, así que mejor prepárate para venir conmigo mucho!», escribió el devastado padre.

Se han creado varias páginas de recaudación de fondos para ayudar a Patrick en la manutención de la pequeña, así como para los gastos del funeral de Sammy.

Andi Wall, una amiga cercana de la madre fallecida, ha vertido su dolor en una de las páginas: «Sam era una joven encantadora y burbujeante. Era muy divertida y cariñosa. Estaba tan emocionada de conocer a su bebé. Es un shock para todos».

Reveló que toda la familia está conmocionada porque en realidad el informe médico no es claro y no se sabe con precisión la causa de la muerte, aunque saben con seguridad que no fue Covid.

«La pequeña Zara está bien, es perfecta como su mamá y crecerá sabiendo cuánto la amaba».

Le duele profundamente, además, que debido a las restricciones por el coronavirus, al funeral sólo acudirán 10 personas.

Mientras que Patrick agregó en la página de crowdfunding: «La madre de Zara falleció tristemente mientras traía una hermosa vida a este mundo».

Esperamos que el apoyo de tanta gente ayude en algo para aliviar el indescriptible dolor por el que atraviesa esta familia tras la abrupta partida de esta madre que ansiaba con todas sus fuerzas conocer a su bebé. ¡Qué tristeza! Comparte esta noticia.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!