Cumple 110 años y conmueve a todos contando cómo ha logrado ser tan longeva

Por años el hombre ha querido descubrir el secreto para alcanzar la vida eterna, pero si bien esto aún es una total utopía lo cierto es que hay personas bastante longevas y una especialmente está dispuesta a compartir la manera cómo lograr una larga vida.

Su nombre es Elizabeth Francis, de Texas, que con sus 110 años ha visto crecer a seis generaciones en su familia y aún se considera una mujer prospera y saludable gracias a un gran secreto o secreto a voces: su fe.

“Bendición del Señor. Él es quien me mantiene”, de este modo justificó Elizabeth su larga vida.

Nacida en 1909, Francis ha atravesado por diferentes episodios históricos en su país y el mundo entero, además de haber vivido sus propias tragedias personales. En cada una de las pruebas y adversidades su fe siempre ha estado cimentada en Dios y a él le atribuye su larga vida.

Esta mujer aún se encuentra lúcida y goza de buena memoria, con la cual pasa horas contándole a sus familiares relatos sobre sus experiencias personales y ofreciendo sus sabios consejos.

“Es realmente especial porque ha podido conocer y ver a todos sus nietos crecer y ser parte de sus vidas”, dijo Ethel Harrison, una de las nietas de Francis.

La anciana celebró sus 110 años en compañía de sus familiares y amigos. 

Además de contar con la presencia de la alcaldesa de Houston, Sylvester Turner. Durante la reunión, Francis lució una pequeña corona pues como su familia lo expresó, “ella es una reina para todos”.

Francus está entre las personas más longevas del mundo. Específicamente en los Estados Unidos, Alelia Murphy es la mujer con mayor edad después de cumplir 114 años el pasado 7 de julio. 

 El título a la persona más longeva de todo el mundo lo tiene Kane Tanaka, quien vive en Japón y cumplió 116 años el pasado 2 de enero.

La verdad, son pocos los años que se llevan entre Francis, Alelia y Kane pero sabemos que ya ante sus edades tan avanzadas cada día con vida realmente cuenta como un gran desafío.

Mira algunas de las imágenes de la celebración.

Para Francis ha sido Dios quien la ha mantenido y seguro otras personas bastante longevas decidan atribuir la razón de su larga vida a otras cosas pero para esta tierna abuelita es Dios quien la mantiene respirando. Esperamos que su ánimo se mantenga inquebrantable para que disfrute de más días junto a su familia.

Antes de irte comparte esta emotiva nota y enséñales a tus amigos el secreto de longevidad revelado por la dulce Francis. 

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!