El vídeo del niño que se come todos los ingredientes mientras cocina con su abuela

Cade, es un encantador niño de dos años que no puede dejar de probar todos los ingredientes mientras prepara deliciosas galletas junto a su abuela. Este adorable vídeo le está dando vuelta al mundo conquistando miles y miles de corazones.

Cade no duda en sumergir rápidamente sus manos en el tazón y sacar los puños llenos de mantequilla y azúcar.

Aunque Cindy Hunt, su abuela o su Nana, intenta detenerlo repetidamente, Cade es muy veloz y siempre logra probarlo antes de que su abuela lo impida.

Esta no es la primera vez que Cade es filmado cocinando, en vídeos anteriores en donde cocina con Christy Hagedorn, su mamá, también trata de comerse los ingredientes, probando trozos de queso, huevo crudo, masa de pizza cruda, malvaviscos y mantequilla de maní.

“Inicialmente solo enviábamos los vídeos a nuestra familia, pero publicamos uno en Facebook y nuestros amigos parecieron disfrutarlo mucho. A Cade le encanta cocinar y hacer todo un desastre», dijo Christy.

Cade y su Nana preparaban galletas horneadas con mantequilla, azúcar, harina y huevos.

Cada vez que agregaban un ingrediente, el pequeño impacientemente metía su manito en el tazón y sacaba un puñado de ingredientes llevándolos rápidamente a su boca.

Cindy intenta que su pequeño nieto dejara de devorar los ingredientes crudos, pero Cade es más rápido que ella y tiene mucha determinación.

Mientras su abuela se hace cargo del horneado y después de quitar el papel de una barra de mantequilla, le dice a Cade que puede ponerla en el tazón.

«Sin embargo, no te comas la mantequilla», le dice su Nana.

A pesar de la advertencia, Cade deja caer la mantequilla en el tazón, y luego vuelve a meter la mano rápidamente para sacar un poco más y llevárselo a la boca.

Su Nana no puede contener la risa mientras le quita el tazón riendo.

Después de medir el azúcar, Cade vuelve a hacer lo mismo. La abuela solo se da la vuelta por un segundo para agarrar el siguiente ingrediente cuando Cade vuelve a meter la mano, sacando lo que pueda.

Ella se las arregla para colocar azúcar morena en una taza medidora antes de que Cade se lo lleve todo a la boca. 

Mientas ella le quita el tazón una y otra vez no puede dejar de reírse por la insistencia de su ocurrente nieto.

Prueba la harina y los huevos, y con una expresión en su rostro describe que sintió asco tras probar el bicarbonato de sodio. 

Después de comer avena cruda y chispas de chocolate, Cade hace un desastre mientras su Nana termina las bolitas de masa.

Cuando terminan de hornear ambos chocan los cinco, increíblemente Cade aún tenía apetito, pero está vez comparte y ofrece una galleta horneada a su Nana para que ella coma también.

No dejes de compartir este divertido vídeo con tus amigos, seguro también se enamoran de este pequeño chef.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!