Difunde en las redes el gesto de un sanitario hacía su hija conectada a un soporte vital

Cassie Baker es madre de tres hijos, ha tenido que enfrentarse a la dura experiencia de ver a Parker, una de sus hijas, debatiéndose entre la vida y la muerte ingresada en el Centro Médico MercyOne Des Moines en Iowa.

La madre, decidió difundir en las redes la escena que vio cuando abrió la puerta de la habitación en la que estaba su hija junto a un sanitario. Cuando entró, vio lo que hacía el técnico perfusionista cardiovascular, quien le leía un cuento a la pequeña, que estaba conectada a un soporte vital.

Ella no dudó en captar la imagen con su teléfono móvil y compartirla en sus redes sociales, rápidamente su publicación en Facebook se hizo viral.

Dane Pratt, es el técnico que se encarga del funcionamiento de las máquinas de esa área del hospital para sus jóvenes pacientes.

Con frecuencia, lleva libros infantiles para dedicarse a leerles un cuento a los pequeños que están ingresados en el hospital.

La hija de Cassie, Parker, nació a las 23 semanas de gestación, al ser prematura sufrió diversas complicaciones, necesitó permanecer los primeros 234 días de su vida en la unidad de cuidados intensivos neonatales.

Finamente, recibió el alta médica y fue a su hogar por primera vez. Aunque, 6 meses después, cuando cumplió 13 meses, tuvo que ser ingresada de nuevo en el hospital.

La bebé sufrió un resfriado que se agravó causándole infecciones pulmonares crónicas, los médicos tuvieron que conectarla a un soporte vital.

Era una situación muy difícil para la familia, Cassie debe atender también a sus otros dos hijos, pero ocupa la mayor parte del tiempo en los requerimientos que necesita la pequeña.

En medio del dolor y la angustia, para ella fue reconfortante ver cómo Pratt sacó un libro de cuentos para leérselo a su hija que lucha por vivir. Él quería asegurare de que estuviera bien, pero, sobre todo, que no se sintiera sola.

“Un día se acercó a su cama, abrió un libro de cuentos y le leyó”, escribió Cassie.

“Como padre, te hace sentir tan en casa y tranquilo sabiendo que hay profesionales de la medicina que no solamente ven esto como un trabajo y siguen siendo compasivos”, relató la madre.

“Él es maravilloso. Tenemos otros dos hijos que cuidar en casa y saber que Parker recibe la compasión y el amor de un profesional médico como Dane nos consuela el corazón. Es un ser humano verdaderamente especial”.

Fue un gesto simple pero que tiene un valor inmenso para los pequeños pacientes y sus padres.

“Hacer un esfuerzo extra no siempre implica que debas caminar kilómetros, a veces es tan fácil como leer un libro”, dijo Cassie.

La familia Baker está recaudando dinero a través de una campaña de GoFundMe creada para pagar el tratamiento de Parker y ayudarla a recuperarse de las infecciones respiratorias.

Piden también que si alguien tiene libros infantiles que quiera donar, los envíen al hospital para los trabajadores como Pratt, a esta dirección: Centro Médico MercyOne Des Moines, 1111 6ª Avenida, Des Moines, IA 50314.

El gesto de este sanitario ha causado conmoción, generando muchos comentarios de admiración hacia él por su empatía y compromiso de dar lo mejor por los pequeños pacientes. Compártelo.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!