Despierta del coma angustiada por los gemelos que esperaba – «Ya no veía mi pancita»

Perpetual Uke es una dedicada madre que pasó por un proceso de parto demasiado peculiar. Se encontraba embarazada de gemelos y desde que escuchó las primeras noticias sobre la pandemia procuró aislarse lo más posible para velar por su salud y de la de su familia.

Desgraciadamente, a pesar de todos sus esfuerzos dio positivo para COVID-19. Al principio, parecía que sus síntomas eran muy leves pero de un momento para otro sintió que ya no podía respirar.

A mediados de marzo la trasladaron a la Unidad de Cuidados Intensivos y la indujeron a un coma. En aquel momento, Perpetual tenía 24 semanas de embarazo. Eran medidas extremas pero los médicos querían asegurarse de hacer cualquier cosa para salvarla a ella y a los bebés.

Perpetual despertó hacia finales de marzo y lo primero que sintió fue un enorme miedo al comprobar que no tenía su pancita de embarazo. No entendía lo que estaba sucediendo y temió haber perdido a sus bebés.

“Estaba completamente desorientada. Pensé que había perdido mi embarazo. Estaba preocupada y no entendía nada”, recuerda Perpetual.

Minutos después, su miedo se convirtió en lágrimas de alegría. Su esposo y el equipo médico le dieron la noticia de que los bebés habían nacido un par de semanas atrás a través de una cesárea. Eran unos lindos bebés prematuros y se encontraban en la unidad neonatal recibiendo cuidados.

Perpetual no quiso perder el tiempo. Quería conocer a sus bebés cuánto antes y cuando finalmente comprobó que se encontraban con vida, no pudo más que llorar de alegría.

“No podía tocarlos. Eran mínimos. Fue muy emotivo”, recordó Perpetual sobre aquel momento tan especial.

Los bebés permanecieron en el hospital durante 116 días y finalmente les dieron de alta. Habían nacido en medio de las circunstancias más impensadas pero lograron sobrevivir y ahora podrán reunirse con su dedicada madre. Son unos pequeños luchadores.

“Pasaron dos semanas sin poder ver a su mamá. Eso me hizo sentirme tristísima, pero lo más importante es que sobrevivieron y toda está saliendo muy bien”, dijo Perpetual.

Es un verdadero milagro saber que esta valiente madre logró recuperarse del coronavirus y volver a casa con sus hermosos bebés. El incansable trabajo de su equipo médico es algo por lo que su familia estará eternamente agradecida.

Son historias como estas las que nos ayudan a recuperar la alegría en medio de tiempos tan difíciles. ¡Comparte para unirte a esta emotiva celebración!