Da a luz a los 57 años tras perder repentinamente a una de sus hijas

La profesora Barbara Higgins de New Hampshire, Estados Unidos, sorprendió a todos tras tener un bebé a los 57 años y convertirse en una de las mujeres de más edad en dar a luz en su país.

El 20 de marzo Barbara dio a luz a su tercer hijo a los 57 años. Esta profesora reveló que a pesar de su edad no presentó ninguna complicación durante su embarazo gracias al ejercicio y su genética.

Su esposo Kenny Banzhoff manifestó que está muy orgulloso de su esposa.

“Superamos todas las probabilidades. Estoy tan orgulloso de ella, ha sido muy fuerte durante todo el proceso”, comentó Kenny.

Jack nació sano y fuerte en el Concord Hospital, pesando casi tres kilos. Barbara piensa que todo salió bien durante el embarazo y el parto, entre otras cosas, gracias al ejercicio, específicamente levantar pesas.

Para Barbara practicar esta disciplina fue un factor importante para mantenerse en forma durante la gestación de su tercer hijo.

Es cierto que la llegada de Jack ha sido un motivo de gran alegría y felicidad, pero Barbara no pudo evitar recordar la difícil experiencia que vivió en el 2016 tras recibir la terrible noticia de la muerte inesperada de su hija.

“Molly tenía 13 años, tenía un tumor cerebral no diagnosticado y murió repentinamente”, dijo Barbara.

Después de cinco años en los que aprendieron a vivir con el dolor tan grande por la pérdida de su pequeña, la idea de volver a ser madre comenzó a aparecer en sus pensamientos.

“Empecé a tener estos sueños de que quería tener un hijo, y pensé que, aunque era un poco loco estaría bien”, agregó Barbara.

Por su parte, Kenny ya estaba preparado para ser padre nuevamente.

Ya tomada la decisión llegaron hasta una clínica de fecundación in vitro (FIV) en la ciudad de Boston por referencia de una mujer de 50 años que quería ser madre. Si ella podía, Barbara también.

Los meses pasaron y finalmente llegó el esperado día. Después de unas tres horas de parto Jack llegó al mundo. Todos celebraron el nacimiento del nuevo integrante de la familia.

“Nadie da a luz a un bebé y sabe con certeza que estará vivo para verlo crecer”, agregó Barbara.

Ante la gente que le pregunta por qué se convirtieron en padre con tan avanzada edad, ellos respondieron que no había razón para no hacerlo.

“¿Y por qué no? No sé cómo seré yo en 10 años, pero ¿Cómo estarás tú en 10 años? ¿Y por qué Jack no debería estar vivo porque yo soy viejo?”, dijo la pareja.

Celebramos la alegría de esta pareja por la llegada de su tercer hijo compartiendo su emotiva historia que insta a las mujeres a pensar en una posible maternidad.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!