Una niña de 2 años es sometida a una liposucción para reducir la severa inflamación de sus manos

Core Ruben, de dos años, fue diagnosticada con linfedema, una enfermedad que se produce por fallas en el funcionamiento del sistema linfático causando una inflamación anormal.

Las manos de la pequeña Core han aumentado considerablemente su tamaño, usa vendajes de compresión pero sus puños siguen creciendo.

Kasey y Brett Ruben, padres de la menor, se reunieron con un médico experto en Alemania, la doctora Etelka Föld, de la Clínica Földi en Hinterzarten, quien les aseguró que la inflamación se debe a un 80% de grasa y 20% de líquido linfático.

Inicialmente, les recomendó a los padres de Core someterla a sesiones terapéuticas de drenaje linfático usando técnicas de masaje especializadas para evitar la acumulación de líquido. Pero cuando determinó que el 80% se trataba de grasa consideró hacerle una liposucción.

Fue necesario someter a Core un procedimiento quirúrgico para realizarle una liposucción para reducir así la acumulación de líquido en sus puños. Después de la operación puede usar ropa normal y recoger objetos sin dificultades.

La pequeña de Rose Creek en Minnesota, soportó diversos tratamientos para lidiar con su enfermedad, sesiones de masajes, vendajes y sesiones de fisioterapia. Pero finalmente con la cirugía logró ver buenos resultados.

La afección no solo causaba acumulación de líquido en sus manos, también tenía en su abdomen, piernas y pies. Tras la liposucción, Core podrá tener una vida normal.

El padre de la niña declaró: “Sus manos son obviamente lo más grande que las personas ven, pero lo que la gente no sabe es que realmente tiene inflamada la mayor parte de su cuerpo”.

El embarazo de Core se desarrolló con normalidad, pero inmediatamente después de su nacimiento los médicos notaron una inflamación atípica en sus manos.

“Las primeras semanas pensamos que la hinchazón disminuiría”, dijo el padre de la menor, esa fue la conclusión de los médicos. Pero poco después visitaron al pediatra y sugirió que podría tener linfedema.

La doctora Földi comentó: “El linfedema es, en esencia, una enfermedad crónica causada por la insuficiencia del sistema de drenaje linfático. Cuando este sistema falla se desarrolla la inflamación”.

No se ha podido determinar la causa de la acumulación de grasa en el cuerpo de la niña, no suele ocurrir en pacientes con linfedema.

La madre de Core dijo: “No es su culpa que haya nacido con esto, así que haré lo que pueda para ayudarla a vivir una vida feliz y de calidad”.

Aunque todavía tiene inflamación, ahora puede coger las cosas y ha mejorado considerablemente. “Puede usar ropa normal y hacer las cosas que cualquier niño puede hacer”, concluyó la madre.

Daily Mail

La niña ha sido muy valiente ante los tratamientos que ha tenido que enfrentar, afortunadamente con el apoyo de sus padres ha logrado salir adelante y seguirá mejorando. Comparte su caso.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!