Con un cartel pide ayuda a los transeúntes para poder celebrar por primera vez su cumpleaños

Hay personas que no celebran el cumpleaños propio ni el de los demás, pero en realidad es una tradición muy importante para cualquiera. Para quien cumple años, porque ese día su madre le trajo al mundo y para los demás, porque están celebrando que existe un ser especial en sus vidas, que sin él nada sería igual.

Sin embargo, el niño Gabriel Zacarías nunca supo lo que es tener una fiesta de cumpleaños, por lo que este último año tuvo la ocurrencia de pedir ayuda a cualquier transeúnte que pasara por la ruta PR-497, en São Miguel do Iguaçu, Brasil.

Mediante un improvisado cartel, el pequeño solicitaba donaciones de 0.50, 1.00 y hasta 2.00 reales para celebrar sus primeros 6 años de vida. Pamela, una mujer arquitecto que pasó por el sitio y vio a Gabriel con su cartel, se emocionó tanto que le compró un delicioso pastel y una botella de refresco.

Pero, la acción de Pam no se detuvo allí, sino que además le tomó una foto al niño y la publicó en sus cuentas de las redes sociales, donde personas de diversos lugares se identificaron con la historia e hicieron llegar numerosas donaciones para la tan soñada fiestecita de Gabriel.

Y así, llegaron tartas y botanas de todas clases, refrescos, globos y toda la decoración respectiva, además de decenas de obsequios e incentivos económicos para ayudar a la familia del pequeño que se encuentra atravesando serias dificultades.

El padre de Gabriel es pintor, pero sufrió un accidente cerebrovascular y actualmente se encuentra desempleado.

Viven en una casa humilde sin los medios suficientes para sobrevivir, menos para hacer una fiesta como la que esta sensacional mujer le organizó con la ayuda multiplicada de las personas conmovidas con la situación.

La misma tuvo como tema central Spider-Man. No obstante, debido a la pandemia, solo pudieron asistir los familiares de Gabo, pero, Pâmela no podía perderse por nada del mundo la celebración y estuvo allí para relatar y describir lo que sintió al brindarle al niño un día inolvidable.

“Es mucho más grandiosa la recompensa para la gente que ayuda que para quien recibe. Logramos un poco más (que la fiesta) para llevar una donación a toda la familia. Sentimos que Dios preparó ese momento. Ahora queremos formar un vínculo, es una familia que tengo en mi corazón”, dijo Pâmela.

Finalmente, el emocionado pequeñito cumplió su sueño de toda la vida y se mostró inmensamente feliz y agradecido con Pam y con todos los que, de una u otra manera lograron darle esta hermosa fiesta tan anhelada.

La madre, por su parte, aseguró que se encuentra sorprendida por tanta solidaridad y muestras de cariño para con su hijo.

“¡Muchas gracias a todos, Gabriel está muy feliz! Pensé que no se iban a donar tantas cosas. Es muy bueno ver la alegría en el rostro de mi hijo”, agregó con emoción Sonia, la madre de Gabriel.

No tienen que ser extravagantes, pero, si eres madre o padre, es importante que celebres siempre el cumpleaños de tus hijos, porque ellos necesitan que se les demuestre cada año lo importantes que son para ti y para los demás.

Lo que importa es que ese día se puedan soplar las velas y pedir un deseo, que se disfrute en compañía de los seres queridos. Es un día especial y así se debe sentir el protagonista. Comparte esta hermosa historia con tu familia.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!