Pierde su casa y descubre que su esposo la engañaba tras 10 años de matrimonio

La mujer de esta historia tenía la vida que siempre soñó, realmente pensaba que nada podía ser mejor y que era muy afortunada. Trabajaba como enfermera, tenía una hermosa hija y un matrimonio feliz, o eso creía.

Un lunes por la tarde Becca Goedecke, se dirigía a casa desde su trabajo, justo dos días después de la fiesta de cumpleaños de su hija, y descubrió que habían sido desalojadas. Todas sus pertenencias fueron arrojadas como basura, incluso habían cambiado las cerraduras.


Después de interrogar a su esposo y al propietario, descubrió que estaban atrasados ​​3 meses en el alquiler y con otras facturas. Su esposo no pudo responder a dónde iba el dinero que ambos aportaban, pero de repente, las cosas tenían sentido. Él siempre tenía un lugar al que ir y nunca dejaba que lo acompañaran.

“Me había estado mintiendo durante años y, lamentablemente, mi crédito se había arruinado por su culpa. No tenía idea de lo fácil que era abrir tarjetas de crédito y obtener préstamos personales a nombre de un cónyuge. ¡Más tarde descubrí que él tenía otra hija! ¡No había vivido más que mentiras durante casi una década de mi vida! ¿Cómo podría la vida ser tan cruel?”, dijo Becca.


La mujer y su hija pasaron varios días en un hotel, su familia más cercana se encontraba en Tennessee, a unas 10 horas de viaje, y su ex esposo las dejó solas sin ningún remordimiento. No tenía otra opción que regresar a la casa de sus padres.

Al estar demasiado tiempo sola, recurrió a las redes sociales para interactuar con viejos amigos y despejar su mente por un rato. Ahí un conocido le envió el contacto de un padre soltero.


Este padre soltero era policía y tenía una hija, que parecía tener la misma edad que la suya. Le envió un mensaje por Facebook y él respondió. Intercambiaron números y después de un par de llamadas decidieron tener una cita.

Todo salió mejor de lo que Becca imaginaba y la relación entre los dos se volvía cada vez más cercana.


Un día el hombre le dio la llave de su casa y le autorizo entrar a espiar, ella reviso cada cuarto y papel de la casa, pero no pudo encontrar nada extraño. Él siempre dejaba su teléfono desbloqueado, su correo electrónico en su computadora portátil, era un libro abierto. No tenía nada que esconder.

“Me mostró su puntaje de crédito, su cuenta bancaria y sus pagos hipotecarios actualizados. Era una persona honesta, abierta y amorosa”, afirmó Becca.


Durante una cena familiar el policía le propuso matrimonio y ella sin dudar aceptó volver a casarse. Se mudaron a la casa de él para comenzar de nuevo y finalmente el 15 de agosto se casaron en el Court Square Park, donde un amigo de la familia celebró la ceremonia.

“Algunas personas dirán que nuestro matrimonio está condenado. Ambos estamos divorciados y nos casamos 4 meses después de nuestra primera cita. Ambos tenemos un drama de ex cónyuge y actualmente estamos involucrados en una batalla de custodia. Tenemos todas las probabilidades en contra de nosotros, pero vamos a superarlas”, asegura Becca.

Becca Goedecke

Su historia de amor es una prueba de que no hay que rendirse, porque siempre llegará algo mejor. En ocasiones la vida puede decepcionarnos y ponernos a prueba, pero no hay nada de lo cual no se pueda obtener una gran enseñanza y, cada obstáculo, nos hace crecer en sabiduría y experiencia.

Comparte esta emotiva historia con todos tus amigos y recuerda que el verdadero amor llega cuando menos lo imaginas.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!