Un adolescente hace la vida imposible a su maestro, hasta que su papá decide darle una lección

Ser adolescente no es lo más sencillo del mundo, pero eso no quiere decir que se puedan sentir en el derecho de atropellar a otros y pensar que son “el hombligo del mundo”.

Es por eso que cuando un padre de Texas, Estados Unidos, se enteró que su hijo adolescente de 17 años estaba atormentando a su maestro, convirtiendo sus días en un verdadero infierno, supo que tenía que intervenir de inmediato.

Bradley Howard sabía que lidiar con su hijo adolescente Brad no era nada fácil, pero consideró que quitarle el teléfono móvil sería una buena medida para corregir su comportamiento. Sin embargo, después lo pensó mejor…

Y lo que decidió hacer fue aplaudido por miles.

El maestro de Brad ya les había advertido a sus padres que hablaba demasiado en clases y que interrumpía constantemente. Entonces Bradley le dijo a su hijo:

“Si vuelvo a recibir otra llamada de tu maestro, me sentaré en tus clases a tu lado”.

Pero al parecer el indomable Brad pensó que su padre jamás hablaría en serio. Hasta que efectivamente su padre recibió otra llamada y llegó el momento de cumplir su palabra.

El padre confiesa que en realidad se arrepintió de haberle dicho algo así, pero luego vio que sería la única manera de que se comportara y no tuvo más remedio que presentarse en la escuela de su hijo, aunque eso supusiera hacerle pasar la vergüenza de su vida.

Al día siguiente, Brad entró a su clase de física como de costumbre y se quedó totalmente atónito.

Su padre estaba esperándolo en el escritorio de al lado

“No lo noté hasta después de saludar a todos mis amigos, pero me sorprendió mucho”, dijo Brad.

La situación se tornó bastante inusual, pero divertida, y los otros adolescentes en el aula disfrutaron viendo a Brad sufrir con su papá sentado a su lado, riéndose a su costa.

Mollie, la hermana de Brad, por su parte, tampoco podía creer que su padre hubiera cumplido su palabra y al pasar por el aula de su hermano, no pudo contenerse, los fotografió y compartió la historia en Twitter:

“Mi padre le dijo a mi hermano que si recibía otra llamada del profesor de física quejándose iría a sentarse a su clase … Recibimos otra llamada, así que papá está aquí esta mañana”.

La madre tampoco se quedó atrás y escribió:

“Los hombres de la familia se han hecho famosos. Nos lo hemos pasado muy bien con esto, pero más que nada, ¡esperamos que no recibamos más llamadas sobre la interrupción de Bradley en la clase de física!”

La publicación de la hija de Bradley se hizo viral al minuto, siendo compartida casi 2.000 veces.

Twitter

El profesor sinceramente agradeció la respuesta del padre que quiso disciplinar a su hijo y la madre espera que de verdad esta acción extrema de su marido haya servido para que Brad aprenda la lección. Pasar un mal rato con sus amigos era necesario para que el joven rebelde tome conciencia de sus actos.

Comparte esta historia y dinos qué te parece la creativa reacción de este padre educador.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!