Acusan a una madre de haber perdido la vida por una selfie pero su hermano sale en su defensa

Desde que las selfies se pusieron de moda cada vez han sido más los retos para tratar de capturar la mejor imagen, no sólo el rostro de la persona protagonista de la foto sino tener un escenario que complemente la mejor vista.

Lamentablemente, son muchas las personas que han fallado en el intento por tener la mejor selfie pagando un alto costo, como es la vida. Inicialmente las autoridades del condado de El Dorado informaron que esta desafortunada historia se sumaba a esa estadística de la cual nadie quisiera participar.

Sin embargo, no estaba completamente claro si Stephanie Espinosa, de 35 años y madre de 3 adolescentes, de California, había fallecido tras perder el equilibrio y caer 45 metros en una cascada en Lake Tahoe, en Eagle Falls.

Al principio los informes señalaron que esta joven madre se estaba tomando fotos en Emerald Bay, en el lado oeste del lago Tahoe cuando resbaló y cayó.

Pero, Nick Martínez, su hermano afirmó que ella no tenía el teléfono móvil cuando sucedió el accidente.

Según la Oficina del Alguacil de El Dorado, Stephanie se agarró de la rama de un árbol para sostenerse cuando resbaló y fue barrida por una cascada.

Una declaración inicial del Distrito de Protección contra Incendios de North Tahoe también aseguró que la esta madre resbaló mientras estaba tratando de tomarse una selfie.

Un hombre estaba sentado en uno de los pequeños pozos de agua cerca de la cascada en Emerald Bay cuando ocurrió el accidente y advierte sobre los riesgos de tomarse fotos en lugares peligrosos.

“Este es una triste advertencia, se debe tener mucho cuidado al tomar selfies y otras fotos en áreas peligrosas. No subestimes el poder de las cascadas, la corriente de los ríos y las temperaturas del agua fría».

A pesar de todas esas afirmaciones, Nick se ha mantenido firme en su declaración, asegurando que su hermana no tenía su teléfono en ese momento.

«Cuando vuelvo a mi recuerdo más lejano de la vida, lo hago con mi hermana mayor, pero que fue como una madre para mí”.

Añade que la única razón por la que ha hecho público este lamentable accidente es para aclarar la información errada que ha generado artículos y comentarios realmente perturbadores.

«Describieron a Stephanie como una niña que sólo estaba tratando de tomarse una selfie y se cayó de un precipicio, ni siquiera tenía su teléfono cuando cayó. Ella estaba disfrutando el momento, algo que siempre defendía».

El Distrito de Protección contra Incendios de North Tahoe días más tarde emitió una aclaración sobre el contenido de la publicación que había hecho y retiró su afirmación.

«Publicamos la información que teníamos disponible en ese momento según los transeúntes y la Oficina del Sheriff del Condado de El Dorado, alentando a otros que visitan las cataratas a no subestimar el poder del agua en esta zona tan conocida”.

La familia inició una página de GoFundMe para ayudar a los tres hijos adolescentes que tristemente quedaron huérfanos.

Es muy lamentable que esta mujer haya alzado su vuelo antes de tiempo. Comparte esta historia en honor a Stephanie y como un mensaje que insta a ser precavidos a la hora de visitar zonas rocosas y resbaladizas.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!