A los 100 años recauda 140 mil dólares para las víctimas de la pandemia privándose de comer

El coronavirus no sólo ha causado estragos en la salud de miles de personas, sino que también ha significado un enorme impacto en la economía del mundo entero. Muchas personas han perdido sus trabajos y las medidas de cuarentena se convierten en un impedimento para lograr hacer algo de dinero.

Ya se han confirmado casi cinco millones de contagios por coronavirus en todo el mundo.

Afortunadamente, hay algunas organizaciones que han tratado de proveer alimento y ayuda a quienes más lo necesitan. Sin embargo, estamos viviendo tiempos tan difíciles que se necesita todavía mucha más ayuda.

Dabirul Islam Choudhury es un hombre de nada menos que 100 años de edad que se ha convertido en un gran ejemplo.

“Deberíamos ayudarnos mutuamente. Ahora más que nunca”, aseguró Dabirul.

Dabirul está reuniendo fondos para las familias más afectados por el coronavirus. Todo esto lo hace dando pasos para en su jardín durante el Ramadán. Desde hace un par de semanas, Dabirul pasa los días enteros en ayuno y oración.

A pesar de no haber comido nada durante todo el día, se dispone a dar cientos de pasos alrededor de su jardín.

El Ramadán consiste en ayuno desde el amanecer hasta el ocaso.

Al principio, la meta era dar 100 pasos en un jardín de 80 metros y recaudar más de 1.200 dólares. Sin embargo, en tan sólo 8 horas logró su objetivo y las donaciones no han parado de crecer. Lleva más de 15 días en su inspiradora labor y ha recaudado más de 140 mil dólares que podrían salvar vidas.

“No es agotador. Estoy acostumbrado a ayudar a las personas. Me gusta ayudar”, dijo Dabirul.

Este dinero va a la organización Ramadan Family Commitment, quienes se encargarán de distribuirlo entre las víctimas del coronavirus a lo largo de Banglaseh y Reino Unido. Dabirul es un poeta y desde hace años dedica su tiempo libre a recaudar fondos y ayudar a los más necesitados.

Dabirul vive en Londres pero es originario de Bangladesh.

Esta campaña ha resultado un poco más exigente para él ya que la está haciendo durante el Ramadán y pasa muchas horas sin comer. Sin embargo, a sus cien años él se siente con más fuerzas que nunca.

“En Bangladesh hay familias que si pasan dos semanas sin trabajar se ven obligados a pasar hambre. Hay que hacer algo”, aseguró Dabirul.

En medio de momentos tan difíciles, es importante tomar conciencia y dar lo mejor de nosotros para hacer de este mundo un lugar mejor. El coronavirus ha sido muy duro pero si sirve para que aprendamos a ayudar a quienes más lo necesitan, dejará algo positivo.

Dabirul es una verdadera inspiración. Ayúdalo en su labor y comparte su acto solidario para que pueda seguir recaudando tantos fondos como sea posible.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!