Atacó a una mujer por amamantar en público ¿Cómo reaccionaron las personas de su alrededor?

Esta historia sucedió en un centro comericla en el estado de Connecticut, en los Estados Unidos. Una mujer decidió tomarse unos minutos entre sus compras para amamantar a su bebé de meses que hambriento pedía comida. La mujer, Jessie Maher, se dirigió a un área con mesas y sillas para poder alimentar a su hijo con comodidad. Entonces sucedió lo impensable, un hombre se acercó a ella en actitud claramente amenazante y la insultó fuertemente llamándola asquerosa y desagradable porque lo que estaba haciendo era “repulsivo”. 😡

Es increíble ver cómo hoy en día pueden existir personas con tanta intolerancia y estrechez ante algo que es perfectamente natural. La joven madre sin pensarlo tomó su teléfono y empezó a grabar, pero lo que pudo captar fue la reacción de clientes y empleados de la tienda que reaccionaron de forma contundente ante un hecho totalmente fuera de nuestro tiempo. ¡Tienes que verlo!

Jessie Maher

En la publicación original del video en Facebook Jessie escribió todas los cosas ofensivas y los horribles insultos que este hombre le profesó, pues realmente quería mostrar que amamantar es un acto natural y que las madres tenemos derecho a alimentar y cuidar a nuestros hijos. Si fuera una línea de escote bastante profunda nadie la hubiera insultado, incluso aquellos que advocan por cubrirse un poco a la hora de amamantar se olvidan del pequeño bebé que tendría que comer con su cara cubierta y una manta sobre su nariz… Al final del día se trata de que la madre y su pequeño se sientan cómodos y compartan un momento feliz y tranquilo.

Comparte este intenso y emocional video, las mujeres necesitamos saber que cuidar de nuestros hijos no es obsceno, es natural.

'
VER TAMBIÉN:  ¡ESCALOFRIANTE! En este pueblo indonesio desentierran cada 3 años a sus difuntos y hacen esto...
¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!

No te pierdas las noticias más inspiradoras, divertidas y curiosas.

Síguenos en Facebook,
¡No te arrepentirás!