Le dijeron que estaba loco, pero así salvó a su familia y su casa durante una gran inundación

En las películas de acción hemos visto lo que es capaz de hacer la madre naturaleza, sin embargo vivir algo así es mucho peor a cualquier película, porque en realidad puedes perder a tus seres queridos, tu casa e incluso la vida.

En esos momentos tu mente deja de pensar con claridad, porque no estamos preparados para una situación así, en un desastre natural no sabemos cómo reaccionar ni qué esperar.

Sin embargo este hombre de Texas tuvo una idea para salvar a toda su familia y su casa en caso de un desastre natural. Mucho tiempo antes de que llegaran las inundaciones, comenzó a trabajar en su proyecto.

La gente lo llegó a considerar como un loco o algo paranoico, como aquellas personas que se abastecen de alimentos enlatados y se preparan para el fin del mundo.

En Junio del año pasado llegaron las fuertes lluvias causando inundaciones terribles que desbordaron el “Río Brazos” al este de Texas, todos los residentes fueron advertidos que debían abandonar sus casa y dirigirse a refugios, pero no todos lo hicieron.

Randy Wagner estaba preparado para hacerle frente a la madre naturaleza, sólo fue necesario un poco de ingenio y un artefacto fuera de lo normal. El construyó una presa similar a la que utilizan los castores pero de plástico. Todos los que escuchaban las ideas de esta familia, pensaron que terminarían pasando por una gran tragedia.

Randy viajó hasta Louisiana, donde encontró una empresa que vendía el AquaDam, la presa de plástico, condujo su coche desde su hogar en Rosharon hasta allá. No fue barato, en realidad tuvo que gastar 7.800 euros pero logró comprar dos cosas; la presa y por su puesto la tranquilidad para su familia.

VER TAMBIÉN:  Este viejo puente se ganó el apodo de "abrelatas" por descapotar cientos de vehículos

Dijo que tener que trasladar a su familia a un refugio y perder todo lo que habían construido a través de los años le parecía simplemente desgarrador, así que esta le pareció una buena inversión, en comparación a lo que iba a tener que gastar en reconstruir la casa entera y por su puesto la estabilidad familiar.

KHOU

El siguiente vídeo muestra cómo es que la presa de plástico llega a rodear la casa cual serpiente y la protege de la inundación, que llegó a alcanzar hasta los 60 centímetros de profundidad.

A veces hay medidas que parecen alocadas pero son efectivas para poder proteger a tu familia de las devastaciones naturales.

Comparte esta sorprendente historia de cómo este hombre pudo hacerle frente a la madre naturaleza y resultar sano y salvo junto con toda su familia.

¿Te gustó?

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!