Estudiantes crean un preservativo que cambia de color si detecta una enfermedad sexual

Un grupo de estudiantes de la Academia Isaac Newton, en Londres, crearon un preservativo capaz de cambiar de color si detecta enfermedad o infecciones de transmisión sexual, e identificar a cada una con un color en especial.

Este maravilloso invento podría revolucionar las relaciones sexuales. Estos maravillosos condones, creados con moléculas especiales; se volverían verdes al entrar en contacto con clamidia, amarillos cuando hay herpes, azules para la sífilis y morado para el virus del papiloma humano o HPV.

Los jóvenes creadores del S.T.Eye presentando su proyecto

condon_cambia_color_4

El objetivo de estos condones llamados S.T.Eye es, además de evitar el contagio de estas enfermedades, poder detectarlas a tiempo para acceder a un tratamiento temprano de las mismas.

'

Los condones podrían ser verdes, amarillos, azules o morados, según la infección.

condon_cambia_color_2

Queríamos crear algo que hiciera que la detección de enfermedades sexuales peligrosas fuera más seguro y que la gente pueda actuar inmediatamente en la privacidad de sus hogares sin los procedimientos invasivos de los médicos”, explicó Daanyaal Ali, uno de los creadores del preservativo.

Las compañías de condones están muy interesadas en comercializar este novedoso preservativo

condon_cambia_color_1

Collectively

El condón fue estudiado y aprobado por los investigadores especialistas y ya hay varias marcas de preservativos interesadas en su comercialización.

Una buena idea que podría ayudar a miles de personas en todo el mundo a detectar sus propias enfermedades y especialmente a no contagiarlas o ser contagiado.

Comparte la nota si te pareció interesante ¡Es realmente útil!

VER TAMBIÉN:  12 razones por las que crecer con hermanos varones te hizo en una mujer fuerte e independiente
¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!

No te pierdas las noticias más inspiradoras, divertidas y curiosas.

Síguenos en Facebook,
¡No te arrepentirás!