Por qué es inevitable ganar peso a medida que envejecemos y cómo podemos controlarlo

¿Por qué será que las personas mayores son normalmente más rellenitas que los jóvenes? Nuestro cuerpo, inevitablemente, va ganando kilos a medida que envejece, aún cuando los hábitos alimenticios sean los mismos.

engordar_envejecer_p

La batalla contra el aumento de peso a medida que crecemos es recurrente. Varios factores influyen en este avance: la mala alimentación, el sedentarismo, cuestiones genéticas, factores sociales, los medicamentos o los desequilibrios hormonales son algunos de sus principales desencadenantes.

Aprende algunos trucos para controlar el aumento de peso.

engordar_envejecer_2

Te contamos algunos de los puntos clave para que puedas controlarlos y actuar en su contra:

1.- Disminución de los niveles hormonales

Con el paso de los años, las medidas de hormonas como estrógeno, progesterano, andrógenos y hormonas del crecimiento, bajan. Lo que afecta nuestra masa muscular y nos vuelven más “blandos”.

Desde los 30 estos niveles comienzan a caer de manera constante, y ya llegando  a los 65 años se encuentran por debajo de los límites inferiores de la normalidad para los individuos jóvenes y sanos.

La disminución de los niveles de la hormona del crecimiento provoca que tengas menos fuerza y menos masa muscular, aumento de la grasa abdominal (o barriga), trastornos de sueño y depresión.

2.- Sedentarismo e inactividad

Cuando realizamos menos ejercicio estamos disminuyendo nuestro metabolismo basal. Nuestra fuente de energía, que a los 25 no nos dejaba detenernos, comienza a apagarse y a dar lugar a una vida sedentaria.

¡Ya no tenemos la energía que teníamos a los 20!

8682080209_eb1bfb6546_c

Es es una causa más de por qué acumulamos calorías en lugar de transformarlas en energía: porque cada vez pasamos más tiempo sentados, ya sea trabajando o en casa.

Además este problema se ve agravado por la pérdida de músculo: se pierde de 3 a 5 por ciento de la masa muscular cada década después de los 30, una condición conocida como sarcopenia.

Es muy importante mantenerse activo aún de adultos.

engordar_envejecer_4

3.- Más estrés y menos sueño

El estrés afecta a nuestro cuerpo de muchas formas diferentes. Por ejemplo, puede afectar nuestro modo de procesar los alimentos y colaborar con el aumento de peso.

También puede ser fuente de ataques de ansiedad o atracones, que nos llevan a comer en exceso y sin control.

A su vez, esta intranquilidad puede repercutir sobre nuestras horas de sueño y provocar insomnio, algo que también constituye otro factor asociado al aumento de grasa corporal.

Estar muy estresados y dormir poco también nos suma unos kilos de más…

3628914665_f562a6b722_b

La forma de paliar estos avances de la edad es apelar al sentido común y llevar la vida más saludable que podamos: con buenos hábitos alimenticios (con menos grasa y azúcares y más verduras, frutas y proteínas de calidad), hacer más ejercicio, cuidar el sueño, y sobre todo no pretender tener el mismo cuerpo que a los 20 😛

La alimentación saludable trae muchos beneficios a tu cuerpo 

engordar_envejecer_3

Con unos pequeños ajustes estarás más preparado para cuidar los kilos de más al envejecer. Comparte la nota si te gustó.

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!
O síguenos en YouTube y disfruta de nuestros mejores videos

No te pierdas las noticias más inspiradoras, divertidas y curiosas.

Síguenos en Facebook,
¡No te arrepentirás!